Gérmenes del espacio

Una investigación reciente sugiere que el sistema inmunitario de los mamíferos -incluidos los humanos-, podría tener dificultades para detectar y responder a los gérmenes de otros planetas. Podrían existir microorganismos (como bacterias y virus) más allá de la Tierra, y hay planes para buscar signos de ellos en Marte y algunas de las lunas de Saturno y Júpiter. Dichos organismos podrían estar basados en diferentes aminoácidos (bloques de construcción clave de toda la vida) que las formas de vida terrestres.

Los científicos de las universidades de Aberdeen y Exeter probaron cómo las células inmunes de los mamíferos respondieron a los péptidos (combinaciones de aminoácidos) que contienen dos aminoácidos que son raros en la Tierra pero que se encuentran comúnmente en meteoritos. La respuesta inmune a estos péptidos “extraterrestres” fue menos eficiente que la reacción a los comunes en la Tierra.

El estudio, realizado en ratones, cuyas células inmunes funcionan de manera similar a las de los humanos, sugiere que los microorganismos extraterrestres podrían representar una amenaza para las misiones espaciales, y en la Tierra si fueran devueltos.

El mundo ahora es muy consciente del desafío inmune que plantea la aparición de nuevos patógenos“, comenta el profesor Neil Gow, vicerrector adjunto (Investigación e Impacto) de la Universidad de Exeter. “Como un experimento mental, nos preguntamos qué pasaría si estuviéramos expuestos a un microorganismo que habría sido recuperado de otro planeta o luna donde la vida había evolucionado. Existen algunos bloques de construcción orgánicos muy inusuales fuera del planeta Tierra, y estos podrían usarse para formar las células de tales microbios alienígenas”.

¿Sería capaz nuestro sistema inmune de detectar proteínas de gérmenes espaciales hechas de estos bloques de construcción no terrestres si tales organismos fueran descubiertos y fueran traídos de regreso a la Tierra y luego escaparan accidentalmente?”, continúa Gow. “Nuestro artículo aborda este hipotético suceso“.

El estudio fue dirigido por científicos del MRC Center for Medical Mycology, que se trasladó de Aberdeen a Exeter el año pasado. Los investigadores examinaron la reacción de las células T, que son clave para las respuestas inmunes, a los péptidos que contienen aminoácidos que se encuentran comúnmente en meteoritos: isovalina y ácido α-aminoisobutírico.

La respuesta fue menos eficiente, con niveles de activación del 15% y 61%, en comparación con el 82% y el 91% cuando se expuso a péptidos hechos completamente de aminoácidos que son comunes en la Tierra.

La vida en la Tierra depende de 22 aminoácidos esenciales“, afirma la autora principal, la Dra. Katja Schaefer, de la Universidad de Exeter. “Damos por hecho que las formas de vida que evolucionaron en un entorno de diferentes aminoácidos podrían contenerlos en su estructura. Sintetizamos químicamente ‘exopéptidos’ que contienen aminoácidos que son raros en la Tierra, y probamos si un sistema inmune de mamíferos podría detectarlos”.

Nuestra investigación mostró que estos exopéptidos aún se procesaban y las células T aún se activaban, pero estas respuestas fueron menos eficientes que las de los péptidos de la Tierra ‘ordinarios’. Por lo tanto, especulamos que el contacto con microorganismos extraterrestres podría presentar un riesgo inmunológico para misiones espaciales destinadas a recuperar organismos de exoplanetas y lunas“.

El descubrimiento de agua líquida en varios lugares del sistema solar aumenta la posibilidad de que la vida microbiana pueda haber evolucionado fuera de la Tierra y, por lo tanto, podría introducirse accidentalmente en el ecosistema de la Tierra.

Fuente: MDPI.

FantasyTienda: Figuras, merchandising, juegos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.