Han pasado 2 años desde la salida del primer título de Attack on Titan, y es que Koei Tecmo ha revivido la experiencia con una mejora notable en todos los aspectos, aunque se ha pecado de seguir al pie de la letra al primer título. Veamos en detalle lo que nos podemos encontrar.

La historia nos situará en la piel de un explorador cualquiera, no seremos en ningún momento un personaje de la historia que conocemos pero sí interactuaremos con ellos como en la primera entrega, veremos como se desarrollan los acontecimientos de la primera y segunda temporada de Attack On Titan.

Que el título no comience desde el final de la primera temporada es un acierto, ya que aumenta considerablemente la duración abarcando aproximadamente un total de 13-14 horas si se intenta terminar el juego con rapidez. Aunque para los que disfrutaron del primer título, puede ser o no un comienzo repetitivo hasta alcanzar el argumento de la segunda temporada.

Por tanto, lo primero a destacar es que sin formar parte de estos personajes principales se ha creado una forma que permite absorber toda la historia e incluso permitir la interacción con personajes secundarios que no disponían de muchas apariciones en el anime o los comics.

Y como seremos un personaje cualquiera, podremos crearlo a nuestro antojo con una gran variedad de personalización tanto de cuerpo como de indumentaria, podremos decantarnos por algo más clásico y formal, o podremos llevar toda una gama de colores y ropas más estrafalarias para que los titanes nos vean llegar de lejos.

Así, nuestro personaje tendrá atributos y habilidades, y se desarrollarán ambos a partir de la interacción con los demás personajes durante las conversaciones. Cada vez que terminemos una misión tanto principal como secundaria, podremos mantener una narrativa de selección de respuestas que, si acertamos con la personalidad de cada uno para las respuestas disponibles, aumentará nuestro grado de amistad con cada uno. ¡No intentéis ser demasiado amables con Jean o muy desinteresados con Eren!

Además, cada vez que aumentemos el nivel de amistad con un personaje, este desbloqueará nuevas habilidades, como realizar un tajo mortal si caemos en picado con cierta velocidad hacia el titán, o directamente aumentar nuestros atributos de fuerza, destreza, agilidad, vitalidad y liderazgo.

Cada uno de estos atributos es fundamental para el desarrollo de los combates, que será lo único que haremos; la fuerza aumentará nuestro daño, la destreza la rapidez con la que nos moveremos con el equipo tridimensional, la agilidad será la rapidez con la que podremos esquivar ataques especiales de los titanes, la vitalidad nuestros puntos de vida, y el liderazgo la duración de reutilización de habilidades de nuestro escuadrón de batalla.

Será indispensable mejorar y conseguir habilidades y atributos mejores, ya que permiten tener una mejora muy notable del personaje, aunque también podremos mejorarlo de manera más rápida y efectiva complementando estas habilidades con la compra y mejora del equipo.

Entonces, nuestro personaje podrá adquirir equipo nuevo, así podrá cambiar el equipo tridimensional y el equipo de combate, el primero corresponderá a cantidad de cuchillas y gas, así como la velocidad y alcance de movimiento del personaje, mientras que el segundo corresponde a las cuchillas, que variarán entre alcance de la hoja, durabilidad de cada una y el daño que repercutimos.

Se pueden lograr combinaciones muy interesantes, ya que hay equipos que nos darán unas velocidades escandalosas pero poco maniobrables, eso sí, el daño que implica esta velocidad será demencial, también se puede optar por algo más lento con unas cuchillas de mayor daño y equilibrar movimiento y ataque, esto será elección de cada jugador.

Adicionalmente se podrá cambiar el caballo que llevaremos al campo de combate, ya que en escenarios que sean campo abierto sin posibilidad de usar nuevo nuevo, elegante y muy capaz equipo de combate, estaremos expuestos y en un grave problema si nos encontramos un grupo de titanes excéntricos.

Tras estructurar a nuestro personaje con tanto en las habilidades, atributos y equipo, podremos acceder a varios tipos de misiones una vez alcancemos un punto relativamente avanzado en la historia, unas 3 horas aproximadas para poder acceder a todos los tipos de misión.

Entre estas tendremos la misión principal, la eminente historia de Eren vista a los ojos de nuestro explorador, y consistirán en la realización de un objetivo principal y otros secundarios, así como también eventos de ayuda para miembros de otros escuadrones de NPC’s.

A pesar de que las batallas son envolventes, aquí hay que denotar que no hay variación entre ninguno de los objetivos anteriores, todo consiste en eliminar titanes de una u otra forma, por lo que se hacen repetitivos e insulsos dando lugar en ocasiones a obviar algunos de ellos si no hacen falta para completar la misión.

Pero si se ha comentado un punto negativo en los objetivos, esto se repite en el resto de misiones, ya que las secundarias también consistirán en la misma dinámica, así como también, las misiones de legión, que recompensan con una moneda de cambio para mejorar el liderazgo, las estructuras que se pueden construir en batalla, o simplemente mejorar los atributos de tu escuadrón durante un tiempo limitado, también mantendrán un sistema lineal de eliminación sin más.

Aún así es evidente la dificultad de crear un juego más dinámico cuando el argumento es el que proporciona una historia enfocada a estos titanes.

Para dar vida al título, al igual que la primera entrega está disponible el modo online multijugador tanto para la historia principal como para misiones de caza u hordas entre otras, y la realidad es que este modo es muy adictivo ya que interactuar con otras personas y crear estrategias, junto a la dificultad aumentada permite que sí se creé un reto real y costoso de lograr.

Durante las batallas, también se podrán colocar estructuras en zonas marcadas para construir torres defensivas con cañones, puestos de reabastecimiento, o incluso de extracción de recursos para aumentar las posibilidades de conseguir materiales con los que mejorar nuestro equipo. No os olvidéis de que si os quedáis sin gas, lo más probable es que no seáis capaces de huir de un titán a tiempo si no hay estructuras por donde moverse.

Por otra parte, es cierto que todas las mecánicas de movimiento se han pulido mucho, se nota una diferencia abismal a la hora de usar el equipo tridimensional y como las físicas, al ser más realistas, el control se hace más fluido lo que no entorpece la experiencia de juego.

Pero lo cierto es que el título consigue adentrar al jugador en una experiencia de tensión, que junto a la dificultad de las misiones y la libertad de moverse por las localizaciones para explorar a su antojo, consigue enganchar sin problema ninguno.

Además, esa exploración nos permitirá encontrar a ciertos personajes durante las batallas e incluirlos a nuestro escuadrón con un límite de 4 plazas sin tenernos en cuenta, con la variedad de niveles entre D, C, B y A siendo los mejores los de nivel A como Mikasa o Petra.

Por lo que si tenemos la suerte de encontrarnos a personajes de nivel A, ¡No dudéis! Un nivel D no se puede comparar en atributos ni en habilidades, y es que, también habrá distintas habilidades entre personajes, por ejemplo, el Teniente Levi tiene una habilidad mortífera de la que ningún titán escapará con vida, Petra en cambio cortará los dos brazos para evitar que los titanes nos cojan, o también habrá personajes con bombas luminiscentes para cegar y aturdirlos.

La combinación de personajes en las batallas es estratégico, no servirá mantener 4 personajes tipo A si todos tiene la habilidad de cortar los brazos, ya que solo el primero tendrá efecto, es mejor variar habilidades a mantener todos los personajes del nivel más alto.

Así, todo lo correspondiente al sistema de creación y mejora del personaje, junto al sistema de combate mucho más adaptable y fluido, crean una sensación implícita del deber que queda satisfecho cuando se termina cada misión.

Aún quedan algunos aspectos sobre lo visual y sonoro, y hay que destacar que es bastante más que notable, se ha mejorado más de lo que cabría esperar la calidad visual del juego y evitando tirones en momentos densos de batalla como ocurría en el primer título, además de un estilo mucho más definido y estilizado, sin duda es una belleza ver a titanes caer derrotados con tanto detalle.

Y respecto al hilo musical, desgraciadamente no escucharemos la banda sonora original de la saga, pero lo cierto es que sí que estaremos acompañados en todo momento de música que complementará perfectamente los momentos más elementales de la historia, tendremos una sensación sonora muy profunda de enfrentamiento. También se agradece que las voces japonesas tengan subtítulos en español, aunque nos encontraremos alguna errata sin mucha importancia.

Así, el acompañamiento visual y musical en las batallas queda como otro aspecto mejorado que sin problema supera a su antecesor, y además, crea esos niveles de lo épico que se buscan en estos títulos.

A modo de conclusión, Attack On Titan 2, es un título que amplia la historia, mecánicas de combate, aspectos visual y sonoro respecto a la primera entrega, pero es cierto que en ocasiones podrá ser algo repetitivo, pero aún así es un título muy notable para quienes quieren formar parte de la última defensa de la humanidad.

Attack On Titan 2, desarrollado por Omega Force, producido por Koei Tecmo y distribuido Koch Media, está disponible en PlayStation 4, Xbox One, Switch y PC a un precio de 69’99€.

FantasyTienda: Figuras, merchandising, juegos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.