Recomendaciones Coronavirus Covid-19
Recomendaciones Coronavirus Covid-19

Durante estos días de alarma mundial por la pandemia del COVID-19, mucha gente ha compartido una amplia variedad de bulos a través de las redes sociales. Durante la última semana ha circulado uno nuevo, según este coronavirus puede sobrevivir durante 24 horas en cartón y hasta tres días en plástico y acero inoxidable. Pero, ¿es esto cierto?

En teoría este nuevo coronavirus podría conseguirlo, pero los detalles son más complicados, según los autores del estudio original que provocó este tsunami informativo. Los niveles de concentración de este virus caen dramáticamente en las primeras pocas horas, afirman los autores del estudio en New England Journal of Medicine.

La clave es aquello a lo que los científicos se refieren como la vida media de un virus, o tasa de decaimiento. Es decir, cuánto tiempo lleva hasta que se muere la mitad de los microbios de una muestra dada. Cuando los científicos situaron las gotas contaminadas por el virus en plástico, se dieron cuenta de que la mitad de los microbios habían muerto tras las primeras siete horas. La mitad de los supervivientes habían muerto tras otras siete horas, etc. Al final del segundo día, había menos del 1% de la muestra original, y tras tres días los remanentes eran casi indetectables.

Para el acero inoxidable, la vida media del virus fue de 5 a 6 horas, y en el cartón menos de 4 horas.

La superficie sobre la que el virus vivió menos fue el cobre, cuyas propiedades antimicrobianas son de sobra conocidas desde hace mucho tiempo. Cuando las gotas contaminadas fueron depositadas en este metal, la mitad de los virus murió en los primeros 45 minutos.

La cantidad de virus con la que se empieza es importante, según Dylan H. Morris, investigador de la Universidad de Princetown, uno de los autores del estudio. Cuanta más cantidad de virus se depositen en una superficie, mayor cantidad quedará vayan muriendo durante el decaimiento.

Si los investigadores hubieran usado gotas más grandes o más cantidad inicialmente, habrían detectado algunos virus que permanecen en el plástico después de más de tres días, en teoría.

El tiempo absoluto hasta que el virus es indetectable depende de la cantidad de virus que colocaste inicialmente“, afirma Morris, candidato al doctorado en Ecología y Biología evolutiva.

Vida media del coronavirus en superficies
Vida media del COVID-19 en superficies como el cobre, el cartón, el acero inoxidable y el plástico.

Estos hallazgos deberían ofrecer cierta tranquilidad a los preocupados por tocar su correo postal, comenta Gregory A. Poland, investigador de vacunas de la Clínica Mayo en Rochester, Minnesota, que no participó en el estudio.

En general, cuanto menor es la exposición a un virus, es menos probable que se convierta en una infección en toda regla, especuló Poland en una entrevista con la Radio Pública de Minnesota en un programa de radio transmitido a nivel nacional en EEUU este miércoles. Y cuando un virus está expuesto a la luz solar y a temperaturas más cálidas, como podría suceder con el correo postal en su transporte, es probable que se descomponga aún más rápido de lo que los científicos encontraron en su experimento en interiores, comenta.

El hecho de que puedas identificar el virus en una superficie no significa que sea necesariamente infecciosa”, añade. De todas formas, no hace daño lavarse las manos con jabón tras sacar la compra, tras abrir un sobre o recoger el periódico.

Morris y sus colegas investigadores también compararon la viabilidad del nuevo coronavirus en varias superficies con la de un tipo diferente de coronavirus, el que causó la epidemia de SARS de 2002 a 2003. Los resultados fueron similares, aunque el virus del SARS decayó más rápidamente que el nuevo virus lo hizo en el cartón.

El equipo de investigación, que también incluyó miembros de los Institutos Nacionales de Salud, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de los EE. UU. Y UCLA, planea un estudio de seguimiento más completo: analizar la resistencia del nuevo coronavirus a diferentes niveles de temperatura y humedad, así como compararlo con la gripe.

El objetivo del primer artículo era la velocidad, dado el rápido crecimiento del brote, según Morris. “Para este documento, queríamos movernos tan rápido como pudiéramos sin dejar de obtener datos confiables. Sabíamos que la gente necesitaba saber esto para diseñar los protocolos hospitalarios y de seguridad ambiental“.

Fuente: New England Journal of Medicine.

FantasyTienda: Figuras, merchandising, juegos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.