Marte desde Opportunity

El envío de viajeros humanos a Marte requeriría que científicos e ingenieros superen una serie de obstáculos tecnológicos y de seguridad. Uno de ellos es el grave riesgo que plantean la radiación de partículas del sol, estrellas distantes y galaxias. Responder a dos preguntas clave ayudaría mucho a superar ese obstáculo: ¿la radiación de partículas representaría una amenaza demasiado grave para la vida humana durante un viaje de ida y vuelta al planeta rojo? Y, ¿podría el mismo momento de una misión a Marte ayudar a proteger a los astronautas y la nave espacial de la radiación?

En un nuevo artículo publicado en la revista Space Weather, revisado por pares, un equipo internacional de científicos espaciales, incluidos investigadores de UCLA, responde a esas dos preguntas.

El mejor momento para un viaje a Marte sería cuando la actividad solar está en su punto máximo

Es decir, los humanos deberían poder viajar de manera segura desde y hacia Marte, siempre que la nave espacial tenga suficiente blindaje y el viaje de ida y vuelta sea más corto que aproximadamente cuatro años. Y el momento de una misión humana a Marte de hecho marcaría la diferencia: los científicos determinaron que el mejor momento para que un vuelo salga de la Tierra sería cuando la actividad solar está en su punto máximo, conocido como el máximo solar.

Los cálculos de los científicos demuestran que sería posible proteger una nave espacial con destino a Marte de las partículas energéticas del sol porque, durante el máximo solar, las partículas más peligrosas y energéticas de galaxias distantes son desviadas por la actividad solar mejorada.

Sería concebible un viaje de esa duración. El vuelo promedio a Marte toma alrededor de nueve meses, por lo que dependiendo del momento del lanzamiento y el combustible disponible, es plausible que una misión humana pueda llegar al planeta y regresar a la Tierra en menos de dos años, según Yuri Shprits, investigador de UCLA, geofísico y coautor del artículo.

El principal peligro para tal vuelo serían las partículas del exterior de nuestro sistema solar

Este estudio muestra que, si bien la radiación espacial impone limitaciones estrictas sobre el peso de la nave espacial y el tiempo de lanzamiento, y presenta dificultades tecnológicas para las misiones humanas a Marte, dicha misión es viable“, indica Shprits, quien también es jefe de física espacial y meteorología espacial en el Centro de Investigación de Geociencias de GFZ en Potsdam, Alemania.

Los investigadores recomiendan una misión de no más de cuatro años porque un viaje más largo expondría a los astronautas a una cantidad peligrosamente alta de radiación durante el viaje de ida y vuelta, incluso suponiendo que fueran cuando es relativamente más seguro que en otras ocasiones. También informan que el principal peligro para tal vuelo serían las partículas del exterior de nuestro sistema solar.

Shprits y sus compañeros de UCLA, MIT, el Instituto de Ciencia y Tecnología Skolkovo de Moscú y GFZ Potsdam combinaron modelos geofísicos de radiación de partículas para un ciclo solar con modelos de cómo la radiación afectaría a los pasajeros humanos, incluidos sus efectos variables en diferentes órganos corporales y en una astronave. El modelo determinó que tener el caparazón de una nave espacial construido con un material relativamente grueso podría ayudar a proteger a los astronautas de la radiación, pero que si el blindaje es demasiado grueso, en realidad podría aumentar la cantidad de radiación secundaria a la que están expuestos.

Los dos tipos principales de radiación peligrosa en el espacio son las partículas energéticas solares y los rayos cósmicos galácticos; la intensidad de cada uno depende de la actividad solar. La actividad de los rayos cósmicos galácticos es más baja dentro de los seis a 12 meses posteriores al pico de actividad solar, mientras que la intensidad de las partículas energéticas solares es mayor durante el máximo solar, según Shprits.

Fuente: Space Weather.

FantasyTienda: Figuras, merchandising, juegos
Cofundador de Fantasymundo, director de las secciones de Libros, Ciencia y Cine/TV. Lector incansable de ficción y ensayo, escribo con afán divulgador sobre temáticas relacionadas con el entretenimiento y la cultura cercanas a mis intereses.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.