13 Sentinels Aegis Rim - portada
La última entrega de Vanillaware es recibida con los brazos abiertos por Nintendo Switch. Un port más que correcto de esta novela visual con combates estratégicos.

Nintendo Switch está de enhorabuena al recibir 13 Sentinels: Aegis Rim. Un título que combina una gran historia de ciencia ficción al estilo de una novela visual, combinándolo con combates de estrategia a lo Tower Defense. Sin duda una rareza creada por un estudio que siempre se ha mantenido fiel a su estilo: Vanillaware. Este estudio japonés ya es veterano en el uso de sprites 2D realizados a mano, teniendo bajo su historial títulos tan emblemáticos como Odin Sphere, Dragon’s Crown o Muramasa: The Demon’s Blade. Y no solo destacan en lo visual, ya que sus videojuegos suelen ser muy divertidos, con mecánicas originales y con historias muy interesantes.

Ahora, y tras su paso inicial en 2019 por Playstation 4, recibimos 13 Sentinels en Nintendo Switch, manteniendo todas las bondades del juego original pero dándole ese toque de portabilidad que ofrece la híbrida de Nintendo.

Como decíamos, el título divide su jugabilidad claramente en dos partes: por un lado, la novela visual, en la que una serie de protagonistas contarán una historia en la que podremos tomar decisiones para descubrir diferentes líneas de la trama. Por otro lado, tenemos los combates de mechas por turnos. Similar a un Tower Defense, tendremos que evitar que los Kaiju enemigos derriben la torre principal de la zona que defendemos. Por lo tanto, vamos a hablar de ambas modalidades por separado.

13 Sentinels Aegis Rim - 3

Los chicos que saltaban a través del tiempo

Desde ya podemos decir que si hay algo que te atrapa en 13 Sentinels: Aegis Rim es su historia. Una historia de ciencia-ficción, en la que un total de 13 estudiantes de instituto se ven en la tesitura de luchar contra Kaijus, o lo que es lo mismo: monstruos gigantes que quieren destruir Japón, al más puro estilo Godzilla. Para ello utilizarán los Centinelas, mechas cuyo origen es desconocido, ya que la tecnología con la que están creados es imposible para la época en la que comienza el juego, 1985. Y esto se debe a que, además de para luchar, los Centinelas sirven para viajar en el tiempo, algo que descubriremos en los primeros minutos del juego. Por lo tanto, la historia irá saltando temporalmente por diferentes años, pasando por una Japón desbordada por la segunda guerra mundial a un futuro post-apocalíptico bastante negro para la humanidad.

13 Sentinels cuenta esta historia a trocitos, de manera que podamos ir descubriendo la trama poco a poco, haciendo conjeturas, y conociendo a cada uno de los 13 protagonistas con calma. De hecho, cada uno de los estudiantes presentará su propia historia, que a su vez está interconectada con los demás protagonistas. Por ello, la única forma de conocer todos los matices de un personaje, es apoyándonos en las historias de los demás protagonistas. Aunque al principio solo tendremos disponibles algunos de ellos, al avanzar un poco desbloqueamos a los demás.

Por supuesto, el juego no hubiese sido aclamado por público y crítica si tan solo tuviéramos que leer texto. Para descubrir información y avanzar en las diferentes tramas, tendremos en nuestro poder un sistema de “pensamientos”, o lo que es lo mismo: palabras que el o la estudiante memoriza y que luego nos servirán tanto para reflexionar sobre ellas como utilizarlas como argumento con otros personajes para desbloquear nuevas líneas de diálogo. Incluso podemos tomar decisiones que cambien por completo el transcurso de la historia. Algo así como el uso de objetos en una aventura gráfica, pero más sencillo.

13 Sentinels Aegis Rim - 5

El día de la marmota

Este sistema es muy interesante, ya que nos permite tanto conseguir información adicional sobre ciertos temas como abrir nuevas líneas argumentales. Por poner un ejemplo, uno de los protagonistas, Juro Kurabe, podrá realizar diferentes acciones al comienzo de su historia, entre ellas, llevar unas fotocopias a su profesora, o buscar a su amigo Shu Amiguchi en el comedor del instituto. Dependiendo de lo que hagamos llevaremos la trama por un lado u otro, con lo cual desembocaremos en situaciones y eventos totalmente distintos. Algunas de estas líneas temporales solo podremos continuarlas si hemos hecho otras anteriormente, por lo que más nos vale explorar todas las posibilidades para avanzar la trama general. Sí, parece un poco complejo, pero lo cierto es que al cabo de unas horas le cogeremos el tranquillo.

En resumen, una historia que nos atrapa desde el primer momento, sobre todo si somos amantes del género de la ciencia-ficción. La historia, sin entrar en spoilers, es una auténtica amalgama de temas clásicos del género, como los viajes en el tiempo o los extraterrestres, pero con una vuelta de tuerca muy interesante. Además, serán bastantes las referencias a películas y libros, por lo que podemos asegurar que este trabajo derrocha amor por la ciencia-ficción.

13 Sentinels Aegis Rim - 4

La guerra de los mundos

El otro modo de juego nos ofrece combates por turnos desde una vista isométrica. En estos enfrentamientos tendremos que frenar los ataques de los Kaijus, que aparecerán en la zona de combate en oleadas de diferentes tipos. Podremos elegir los pilotos que queremos que participen en el combate, cada cual con un tipo de Centinela y con unas habilidades distintas. Los hay especializados en el combate cuerpo a cuerpo, a distancia o una combinación de ambas. Por otro lado, los Kaijus también serán de diferentes formas y tamaños, teniendo algunos de ellos capacidades especiales, como por ejemplo la de volar, por lo que solo podremos alcanzarlos con ataques aéreos.

Al usar los diferentes Centinelas conseguiremos puntos con los que mejorar y adquirir nuevas habilidades, haciendo a nuestras unidades muy poderosas. Y por cierto, a la hora de jugar este modo, podemos elegir entre tres dificultades, resultando la dificultad normal bastante sencilla de completar sin demasiado esfuerzo. Por ello, recomendamos la dificultad más alta para los entendidos en el género de la estrategia. En definitiva, una modalidad curiosa que, alejada de la acción 2D que suele ofrecer Vanillaware, funciona correctamente… Aunque a la larga se nos antoja un poco floja, sintiéndose más como un minijuego que como un componente principal de esta entrega.

Por último, 13 Sentinels: Aegis Rim cuenta con un modo extra a modo de glosario, en el que podemos desbloquear eventos ocurridos en la historia o conceptos relacionados con esta. Muy útil para no perdernos en esta enrevesada historia de ciencia-ficción llena de personajes.

13 Sentinels Aegis Rim - 1

Una acuarela en movimiento

¿Qué decir del apartado gráfico, siendo un título de Vanillaware, estudio reconocido por su calidad gráfica en las dos dimensiones? Pues que 13 Sentinels es otro gran ejemplo del buen hacer de la compañía. Por un lado, en la novela visual tenemos unos personajes muy carismáticos, mientras que los fondos de los escenarios son sencillamente exquisitos. La habilidad de la compañía, con George Kamitani al mando, para transportarnos a un lugar y un ambiente gracias al buen uso de los colores, iluminación y degradados es siempre espectacular, y aquí no iba a ser menos. El juego nos mostrará diferentes localizaciones y tiempos, desde la entrada de un templo durante la noche a las calles de una Japón ochentera al atardecer, todas ellas con gran detalle.

Por otro lado, los combates se muestran, en un entorno parecido a un radar tridimensional, haciendo uso de estética futurista como hologramas y neones para presentar los mechas y enemigos. En lugar de mostrarnos un campo de batalla más directo, lo que vemos en los combates se asemeja a lo que verían los pilotos en la interfaz de su vehículo. Algo que por un lado es original, pero resta espectacularidad por otro. Las animaciones, aunque presentan bien los diferentes ataques, son básicas en comparación con otros juegos de la compañía.

13 Sentinels Aegis Rim - 2

El sonido de la Ciencia-Ficción

Respecto al sonido, contamos con voces tanto en inglés como en japonés, ambas de una calidad a la altura del resto del juego. Los efectos sonoros y la música van igualmente de la mano con el resto del título. Escucharemos una banda sonora de estética futurista en ciertos puntos que, al igual que el argumento de la historia, hace referencia a ciertas películas del género, como Ghost in the Shell.

No podemos olvidar comentar que 13 Sentinels llega de la misma forma que la versión de PlayStation 4: totalmente traducido al castellano. Lo cual es motivo de celebración, ya que la cantidad de líneas de diálogo del juego es abrumadora. De esta manera, lo podrán disfrutar más jugadores.

13 Sentinels: Aegis Rim — Conclusiones

Por si no ha quedado claro lo repetimos: 13 Sentinels es un título obligatorio para todo fan de la ciencia-ficción. Su historia nos atrapará desde el principio, siendo misteriosa y divertida al mismo tiempo. En cambio los combates por turnos ayudan a dar algo de acción a un título con mucho, muchísimo texto. El apartado visual es un regalo más de la compañía, y el sonido no se queda atrás. ¿Estamos ante el título perfecto? Por desgracia no es así: los combates se antojan a la larga demasiado sencillos, mientras que el sistema de elecciones, aunque es bueno, se podría haber hecho de manera más orgánica. Pequeñas trabas que no ensucian un título excelente, que atrapará tanto a los amantes de la ciencia ficción como los que disfruten de una buena historia.

FantasyTienda: Figuras, merchandising, juegos
Redactor jefe de la sección de videojuegos de Fantasy, artista 3D y amante de los jueguicos™ desde hace la tira de tiempo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.