Stunlock Studios nos presenta su nuevo modo de juego de su título Battlerite (Free-to Play) en forma de título nuevo esta vez denominado Battlerite Royale (por 19,99 €). Este juego nuevo es exclusivamente multijugador, en el que solo se puede jugar (además de el tutorial y con la IA) el modo Battle Royale, tan famoso últimamente.

Battlerite (Free-to-Play), se lanzó en noviembre de 2017 como una mezcla de MOBA y shooter, pero se centraba, sobre todo, en luchas de equipos (2vs2 o 3vs3) por conseguir destruir la base, en asalto o conquistar a los oponentes. Ahora, un año después, lanzan en formato early access Battlerite Royale, la versión de juego de moda (los battle royal) con la que se une a este tipo de videojuego.

El hecho de que sea un early access significa, sin duda, que acabarán de hacer ajustes de mejora, pero por lo que hemos podido ver, parece una versión bastante final del título, a falta de acabar de ajustar algunos textos o misiones. Cabe recalcar que es un juego que a nivel gráfico, técnico y jugable ya estaba creado (de la versión Free-to-Play) y por tanto solo han tenido que cambiar algunos aspectos para adaptarlo al nuevo modo de juego Battle Royale.

Este título, como es normal en este estilo, carece de modo historia y se centra en plantear una situación sencilla en un único mapa de juego. Apareces volando encima de una especie de dragón-serpiente-alada junto con otros entre 14 y 29 jugadores más. En este momento debes saltar (dirigiendo la caída) hasta tu posición más ventajosa para poder sobrevivir. A partir de aquí, debes encontrar «esferas de cofre» en las que encontrarás el loot para poder aumentar tu poder y que te resulte más sencillo vencer a tus adversarios. Después, solo te queda buscar a tus enemigos y matarlos para ser el último en quedar vivo y evitar que el cerco de gas mortal te atrape.

Jugabilidad

Un aspecto clave y diferenciador entre las dos versiones de este videojuego (Free-to-Play y Royale) es la mejora de tu personaje dentro de la partida. Mientras que en el título previo aparecías con todas las habilidades y no era posible mejorarse con objetos, la versión Royale se centra en conseguirlos.

El sistema de puntería (que me recordó a otros grandes juegos por la calidad en la coordinación entre controles y acción del personaje) se basa en apuntar con el ratón en la dirección que deseas ejecutar una habilidad y en ejecutarla con la tecla vinculada. La verdad es que se agradece que no haya lag o retraso entre la ejecución de la habilidad y la respuesta visual. Sin duda, ayuda que el juego admita en un mismo mapa entre 15 y 30 personas, en lugar de las 100 a las que estamos acostumbrados en los títulos de estos modos Royale.

Por una parte, deberás encontrar los objetos que te otorgan las habilidades, al principio, solo contamos con click Izquierdo, es decir, el ataque básico y la F (el ataque definitivo). Será entonces cuando podremos ir desbloqueando el click derecho, la Q la E, la R y la barra espaciadora con orbes que nos iremos encontrando.

Por otra parte, deberemos encontrar hasta cuatro objetos que mejorarán nuestras estadísticas, en un sistema muy sencillo de tres características: multiplicador de daño (el porcentaje aumentado de daño que haces), la vida (la cantidad máxima de vida que tienes) y velocidad de movimiento (dividido en la velocidad a pie y en montura).

Por último, también contamos con objetos de un uso, de los cuales podemos llevar hasta tres a la vez. Pociones de curación, de invisibilidad, fuerza, etc. Pero también trampas, cepos, objetos arrojadizos, en una gama bastante elevada.

Con esta parte como sistema de objetos y mejora, sería un sistema bastante interesante como para sentirse cómodo durante una partida. A pesar de esto, el sistema se hace más complejo, pero no en exceso, cuando añadimos el sistema de calidad de los objetos, que hace que un enfrentamiento se decida para una parte o para otra.

Es decir, tanto los objetos (de equipo) como las habilidades se pueden mejorar en un sistema clásico de muchos RPG’s: normal en Verde, raro en azul, épico en púrpura y legendario en naranja. En un primer momento, este sistema resulta algo confuso, ya que el mismo objeto de diferente calidad aparece físicamente como dos objetos diferentes (por ejemplo «guadaña»). Si tenemos la «guadaña» de nivel raro o épico y encontramos otra «guadaña» de nivel legendario, veremos en el suelo este objeto y al recogerlo se nos substituirá por el que teníamos, dejando, siempre, el de menor nivel en el suelo. Este hecho, que no podamos tener dos objetos iguales y la gran cantidad de objetos y habilidades que hay, hace que despiste mucho los objetos que puedes coger o no del mapa.

En el caso de los objetos de uso único, en concreto este sistema se usa para identificar la calidad de los efectos que producen. Por ejemplo, una piedra como objeto que puedes lanzar, empujará levemente (si consigues acertar) a tu enemigo y este efecto se indica visualmente con un icono verde en la imagen del objeto.

Gráficos

En general, este videojuego tiene un apartado visual inspirado en un estilo anime o manga, pero llevado al 3D de una forma muy optimizada. Cabe decir, que es un estilo gráfico que no necesita de excesiva calidad o trabajo de modelados, pero sí que es muy agradecido al efecto visual.

Recordamos, que como su predecesor, el jugador cuenta con un sistema de cámara fija cenital (con un ángulo isométrico), lo que hace que nuestra visión esté vinculada a nuestro movimiento en el mapa.

En general, este apartado no resalta, pero tampoco son las intenciones del diseñador, dado que lo que se busca es un jugabilidad fluida para todos los jugadores y máquinas disponibles. Por lo que un ordenador poco potente podrá mover el videojuego sin incoveniencias de lag o retraso en el movimiento.

Contenido

Pero… ¿que trae este videojuego? A nivel de mapas donde jugar y como muchos otros del género, solo cuenta con un único mapa. Este mapa es lo suficientemente grande para permitir la movilidad y batalla del máximo de participantes, me atrevería a decir que más incluso del límite de 30. De la misma manera puedes jugar 10 partidas sin ir al mismo sitio.

En cuanto a personajes, quienes hayan jugado al título Free-to-Play, verán que el anterior se dividía en tres clases: apoyo, a distancia y cuerpo a cuerpo. En este estilo de juego, si lo pensamos, la clase de apoyo, pierde sentido, ya que no hacemos equipo en ningún momento con nadie, así que se han eliminado sus personajes. Por tanto, «solo» contamos con 20 personajes, 10 atacantes cuerpo a cuerpo y 10 atacantes a distancia.

Por otro lado, contamos con el contenido estético, al cual se puede acceder con diamantes (moneda de pago), monedas (conseguidas por hacer un buen papel en las partidas) o fichas, que se encuentran en los cofres junto con packs estéticos. Además, los dos últimos, también se consiguen completando desafíos, misiones o subiendo de nivel los héroes. De la misma manera, también podremos acceder a este contenido estético (o a la mayoría) a través de completar misiones (diarias, como jugador o de personaje). De estas misiones hay suficiente variedad como para generar un proceso de misión/recompensa bastante satisfactorio, sin tener que suponer un proceso constante de frustración ni de recompensa «por hacer clicks».

Finalmente, cabe destacar un sistema de «Rankeo» o clasificación clásico que comienza con Bronce, según tus resultados siempre activo. No es posible jugar una partida sin que te cuente para tu clasificación general (menos en el modo tutorial y práctica con la IA). También está disponible en modo Dúo, es decir que podrás tener un rango según las partidas jugadas como pareja.

Sin duda, es un estilo de videojuego que irá introduciendo personajes a medida que vaya pasando el tiempo. También da juego a que aparezcan nuevas habilidades, pero sin duda, los objetos dentro del juego o el equipo y sus efectos tienen las características suficientes para que los desarrolladores vayan introduciendo mejoras después de su lanzamiento oficial.

De momento, los 19,99 € el juego incluyen todo el contenido del juego en cuanto a personajes y plantea los contenidos estéticos (muchos) como un reto a conseguir para el jugador. Pero no se ha dicho nada de futuros personajes o mapas extras.

Conclusión

Battlerite Royale, a pesar de ser de pago, ha conseguido en su primera semana de early access más jugadores que en su anterior versión Free-to-play. Esto sin duda es un mérito que destaca el buen trabajo que han hecho con este modo Royale, que a pesar de plantear un modo de juego «de moda» ha sabido darle una vuelta de tuerca más. Actualmente cuenta con un pico de jugadores de unos 4.500 mientras que su anterior versión superaba justito los 4.000 (consultado a través de Steam statistics a 19 de octubre de 2018).

La cantidad de jugadores es importante en este tipo de títulos de Battle Royale, dado que necesitaremos mucha gente para lanzar una partida. En este caso no debemos preocuparnos, ya que en unos tres minutos de media y picos de seis podemos empezar una nueva partida de 30 jugadores. Teniendo en cuenta que hay momentos en los que puedes estar en la sala de espera haciendo escaramuzas en un mapa de preparación sin posibilidad de morir.

Si me dijesen que han sacado otro título centrado en el modo de juego Battle Royal no me creería que hubiese sido posible darle una vuelta más y que continuara siendo un sistema de juego divertido. Cabe apuntar, pues, el mérito de Stunlock Studios para adaptarlo a su título Free-to-play para conseguir este sorprendente resultado.

FantasyTienda: Figuras, merchandising, juegos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.