Super Magbot Análisis

En un lugar del universo y por primera vez en toda la vida del cosmos, las fuerzas magnéticas se combinaron en perfecta armonía y, de esta unión surgió la Estrella Magnetia, que dio a luz a un bello sistema de planetas con propiedades magnéticas. Pero el malvado Magteroide ansía hacerse con el poder de la Estrella y pone rumbo a dicho sistema, destruyendo todo a su paso hasta alcanzar su objetivo.

Por suerte contamos con… ¡Super Magbot!, quien recogerá los fragmentos planetarios para plantar cara al malvado asteroide.

Angry Birds fue una auténtica revolución en el mundo de los videojuegos para móviles, con un concepto de niveles que poco a poco iban siendo más complicados.

Super Magbot, desarrollado por Astral Pixel y publicado por el exitoso estudio Team17, aplica este sistema en una nueva aventura con una temática espacial y magnética.

Su concepto recuerda fuertemente a juegos como Teslagrad o Relicta. En los que los puzzles y las plataformas hacen una combinación excelente con resultados divertidísimos.

¿Qué nos cuenta Super Magbot?

No nos engañemos. Nos encontramos ante un juego en el que la historia es literalmente nula. Prácticamente en la presentación de la crítica os hemos resumido el 50 % de la historia.

Super Magbot, el robot que será nuestro avatar en esta aventura, llega a un nuevo planeta, recoge los fragmentos antes de que Magteroide lo destruya, y nos vamos a otro planeta. Simple y sencillo, como los clásicos.

En cada planeta tendremos pequeñas historias, tanto al inicio como al final del mundo y que no tendrán relevancia alguna para la trama, salvo el conseguir nuestro fragmento planetario.

No nos vamos a parar en hablar más de la historia del juego. Claramente, los chicos de Astral Pixel no pretendían vender un buen cuento, sino un buen videojuego.

Super Magbot review

¿Cómo se ven esos cubos magnéticos?

Super Magbot ha apostado por un estilo Pixel Art que combina bastante bien con su mecánica del magnetismo y los cubos cósmicos. El juego es colorido y vistoso, las animaciones son entretenidas y se ven a la perfección y mecánicamente hablando sentimos las plataformas, tengan la forma que tengan.

Por el tipo de juego que es Super Magbot, no necesita de mucho más gráficamente hablando, aunque le cuesta ambientar a los jugadores que acabarán simplemente por fijarse en las plataformas que tiene que usar y en el pequeño robot de manera casi automática. Aún con esto, cada mundo tendrá un estilo particular. Visitaremos un total de cuatro mundos diferentes; Magterra, un lugar verde y frondoso con mecánicas sencillas y trampas afiladas, Magzero, planeta helado y resbaladizo que pondrá a prueba nuestros reflejos, Magmah, el contrapunto de Magzero, un lugar volcánico donde sólo los más veloces podrán salir airosos y por último Magtek, un lugar tecnológico y el hogar de Magbot donde todo lo aprendido se combina junto a nuevas mecánicas para demostrar que somos dignos de enfrentarnos a Magteroide. Además, si somos lo suficientemente habilidosos y conseguimos ciertos objetivos, puede que encontremos algún mundo más como sorpresa final.

Entonces unos gráficos normalitos… ¿Y su música?

Super Magbot cuenta con una enorme lista de canciones en su banda sonora que son la envidia de muchos juegos Indie. Su estilo es 8 bits y nos recordarán a juegos clásicos de nuestras consolas más antiguas, sobre todo al estilo de música que tenían los juegos de SEGA, como en la gran saga de Sonic the Hedgehog.

Nos ambienta a la perfección en el estilo espacial que persigue el juego. Además, no nos resultará cargante en ningún momento, sino todo lo contrario, nos animarán a superar ese nivel que tanto nos está costando hasta que lo consigamos.

Los efectos de sonido ayudarán muchísimo al jugador, indicando cuándo pueden saltar trampas, resaltando los deslizamientos y los diferentes tipos de magnetismos y puzzles que usaremos durante la aventura.

Definitivamente este es uno de los puntos más positivos que tiene Super Magbot, aunque aún nos queda por hablar del plato fuerte, su jugabilidad.

¿Cuál es la experiencia de jugar Super Magbot?

El trabajo de Astral Pixel culmina con un juego sólo válido para los más habilidosos que recuerda fuertemente a una época en la que los videojuegos podían hacernos padecer auténticas torturas a nuestra paciencia.

Super Magbot es un juego de plataformas clásico. Nuestro objetivo no es otro que llegar desde un punto A a un punto B. El único problema es que Magbot, nuestro protagonista, no sabe saltar, sino que se impulsa o se atrae gracias al poder del magnetismo.

Por las diferentes estancias habrá plataformas y objetos imbuidos en color rojo o azul. Nuestro protagonista, por su lado, tendrá un pequeño haz con el que podremos apuntar y disparar la energía del color de nuestra elección. Si usamos un color sobre otro distinto, Magbot será atraído, mientras que si usamos el mismo será repelido. Parece una mecánica sencilla, ¿verdad?

Cuéntanos más sobre las plataformas imbuidas

Hay una gran cantidad de tipos de plataforma. Algunas cambiarán de color una vez terminemos de usarlas, otras nos impulsarán a largas distancias, encontraremos burbujas que nos mantendrán en el aire unos segundos, nubes que podremos atravesar e incluso portales magnéticos que nos llevarán a otro punto del nivel.

Todas estas variantes harán que surjan un enorme número de posibilidades en los distintos niveles. Para los jugadores que adoren los retos esto será como el paraíso.

Por si todo esto fuera poco, aparecerán trampas por todos los niveles que intentarán evitar que alcancemos nuestro destino.

Los niveles tendrán un aumento de dificultad, con una progresión muy cómoda. Aprenderemos los conceptos básicos de cada mundo en los primeros niveles y acabaremos enfrentándonos a auténticos potros de tortura mental en los últimos niveles.

Super Magbot | Fantasymundo

¿Y si os digo que aún hay más?

Pues efectivamente, querido lector. Resulta, que una vez hayamos completado cada uno de los niveles de los planetas, llegaremos a un encuentro con un jefe final. Estos jefes serán divertidísimos encuentros donde aplicar todo lo aprendido en las mecánicas magnéticas de su mundo. Unos intensos duelos que estaremos esperando con ganas tras cada uno de los planetas que visitemos. Una vez completemos estos bosses se desbloquearán nuevos niveles en cada mundo, de modo que aún tendremos más contenido.

El juego cuenta también con algunos secretitos que podremos desbloquear si reunimos algunos fragmentos planetarios extra. En cada nivel aparecerán dos partes del fragmento y deberemos obtener ambas para conseguirlo, todo esto en una sola run.

¿Qué podemos sacar de Super Magbot?

Super Magbot es un juego que va a sacar de quicio a muchísimos jugadores por la complejidad de sus niveles y además es un juego que a los más jugones les llevará sólo un día de completar. Sin embargo, ha sabido dar en el clavo en un punto muy esencial de los videojuegos. Un punto que muchos juegos han olvidado y que es la esencia y la base de los videojuegos.

Super Magbot es sencillamente divertido. Si hay algo que podemos decir es que, por mucho que te desesperes con sus niveles, no te vas a aburrir jugándolo en ningún momento y, a sus creadores claramente les ha dado igual crear un juego con una historia casi nula con tal de hacer un producto disfrutable y divertido. Algo que comparte con los videojuegos clásicos y que, en este largo camino, otros muchos han olvidado.

FantasyTienda: Figuras, merchandising, juegos

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.