Tras superar las 400.000 copias distribuidas entre PC y PS4, Lince Works nos sorprendió de nuevo con más horas jugables para Aragami con su DLC Nightfall, cuyo punto realmente fuerte e innovador es el multijugador que ofrece una nueva posibilidad de cooperación multijugador para un sigilo mucho más efectivo, o una masacre algo más organizada. Esta historia se centra antes de los acontecimientos del Aragami original, al inicio de las disputas entre los clanes Nisshoku (Sombra) y Kaiho (Luz). Podremos escoger entre dos ninjas del clan de la Sombra, el maestro Hyo o su joven discípula Shinobu.

Si bien es cierto que su aspecto es menos aterrador que el de Aragami, estos dos personajes son igual de letales en cuanto a movimientos. Su misión será encontrar a un hombre apodado El Alquimista para conseguir información la cual no entraré a dar detalles para no destripar la experiencia. Según podemos ver, Hyo es portador de una maldición que poco a poco le va consumiendo y no disponen de mucho tiempo para cumplir con su misión.

A pesar de centrarse en una campaña multijugador la experiencia para una persona no se ha descuidado, incorporando nuevos elementos como un kunai explosivo que podemos detonar a distancia, así como una interesante mecánica de órdenes para transmitir a nuestro compañero (ya sea multijugador real o ayudándonos de la máquina) para liquidar a enemigos a cierta distancia sin tener que acercarnos personalmente hasta ellos. Además también se ha hecho un trabajo excelente con las nuevas animaciones específicas para cada personaje así como el esfuerzo en el aspecto de sus técnicas de las sombras.

Dentro de la jugabilidad nos pasearemos por cuatro actos que podrán ser completados en aproximadamente 3 horas de juego (sin contar con recolección de coleccionables y demás), una duración bastante modesta para su precio (9,99€). Podremos escoger entre 3 modos de dificultad disponibles para evitar retos innecesarios si eres un jugador casual y tan sólo quieres disfrutar del comienzo de la historia. Es cierto que los escenarios son bastante más abiertos y menos lineales que en la campaña original, y eso es de agradecer. Lamentablemente la polémica de la IA enemiga sigue estando vigente, un problema del que se habló bastante en su momento y parece ser que así se va a quedar; algo que sí han mejorado es el rendimiento, manteniéndose fluido en cuanto a fotogramas durante nuestro tiempo de juego sin tirones ni bajones inesperados.

Referente a la jugabilidad, sigue siendo difícil (puede que incluso más que la campaña anterior) y el sigilo es indudablemente la mejor opción, aunque a veces sea costoso conseguirlo y nos pillen algún que otro cuerpo o una mala entrada a un escenario desconocido. La mecánica es evidentemente igual que el juego base, matamos de un toque pero también nos matan de un toque, y siempre estaremos en inferioridad numérica, aunque nuestro compañero ayuda bastante y es de agradecer. Mayormente hay menos espacios con sombra así que tendremos el problema de estar al descubierto gran parte del tiempo, así que habrá que buscar resguardo y utilizar nuestro entorno así como lo que tengamos a disposición (como las granadas sombrías).

En el apartado sonoro vuelve a destacar ese ambiente feudal tan orientalmente característico, que se verá alarmado si nos descubren. Las melodías acompañan al sigilo y aunque pueden no ser remarcables para escucharlas fuera del juego son bastante acertadas mientras estamos jugando, evitándonos distracciones innecesarias. En cuanto a las voces, no viene doblado al castellano pero los subtítulos están en un perfecto castellano (sería remarcablemente malo que un estudio español fallara en esto).

Personalmente la mecánica de Aragami me parece bastante interesante, hacía tiempo que no disfrutaba de un juego de sigilo de estas características, y es una pena teniendo antecesores tan buenos como fueron Tenchu, Mark of the Ninja y algo más cercano en el tiempo Dishonored, y es cierto que algunos aspectos de la historia original no consiguieron resolverse del todo. Si bien es cierto que hace un par de años que salió, veo inteligente haber esperado para lanzar este DLC ya que han conseguido lo que se proponían, que era volver a estar en boca de los medios y ser descubierto por los jugones a los que pasó desapercibido en su momento, impacto que quizás no habría sido tan grande si lo hubieran sacado a los meses de su lanzamiento. Los coleccionables hacen que sea bastante rejugable (sobre todo porque están bien escondidos) y el tema multijugador le da bastante vida, así como sus 3 modos de dificultad bastante bien diferenciados entre ellos.

Os dejamos el análisis anterior para que podáis echarle un vistazo más a fondo.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.