plástico portada cómic

Una historia de amor y venganza.

Dicen que el amor es el sentimiento más puro y fuerte que existe. Dicen que una pareja enamorada es capaz de mover cielo y tierra para encontrarse y disfrutar de una vida juntos. Doug Wagner y Daniel Hillyard, los autores detrás de Plástico, están convencidos de ello, y harán todo lo posible para demostrarnos la fuerza y el poder del amor a los lectores.

El origen de Plástico se remonta a 2017, cuando Image Comics decidió publicar los cinco números de esta historia en EE.UU donde cosechó un éxito relativo. Sin embargo, no ha sido hasta ahora cuando Norma Editorial se ha lanzado a publicar en España la historia completa en un tomo integral. El gran hándicap de Plástico – y el principal motivo por el que hemos tardado casi cinco años en ver esta historia en nuestro país – se encontraba en la trayectoria limitada de sus creadores. Por un lado, Doug Wagner ha trabajado en algunos números e historias cortas para DC mientras que Daniel Hillyard ha estado detrás de obras como The Average Joes y Sherwood Texas, obras con buena recepción por parte del público pero que no han tenido un gran recorrido comercial. Ahora que Plástico está disponible en España, ha llegado el momento de averiguar si la apuesta de Norma Editorial por la obra de estos dos creativos ha merecido la pena.

plástico norma editorial

Amor artificial

Plástico nos cuenta como la dulce historia de amor de Edwyn y Virginia se tuerce durante su luna de miel. Durante una breve parada en una gasolinera en la que Edwyn aprovecha para comprar algo de comer antes de continuar el viaje, un grupo de indeseables decide acosar a Virginia mientras está en el coche. Cuando Edwyn descubre lo que está ocurriendo, decide poner fin al acoso que está sufriendo su novia rompiéndole una rodilla a uno de los acosadores, clavando un cepillo en un ojo a otro y asfixiando con una bolsa de plástico al tercero. La típica pelea en una gasolinera.

Os preguntaréis – como todos los lectores – qué opina Virginia del pequeño arrebato violento de su pareja pero, lo cierto, es que está tranquila y relajada en su asiento mientras mira al frente sin alterarse lo más mínimo. Seguro que ser una muñeca hinchable le ha ayudado a mantener la calma.

Sí. Virginia es una muñeca hinchable que Edwyn, un asesino en serie huido de la justicia, ha convertido en el amor de su vida y cuando una banda de mafiosos decida secuestrarla para vengarse por lo ocurrido en la gasolinera, el odio y la sed de venganza de Edwyn será más fuerte que la del mismísimo John Wick.

Plástico – Hora de morir

Una vez que la historia de Plástico se pone en marcha, Wagner y Hillyard son capaces de mantener un ritmo arrollador durante los cinco capítulos que dan forma a este integral. No hay ni un solo momento de respiro en el que la trama no avance o estemos viendo otra escena de acción violenta y muy bien pensada en la que Edwyn siempre tendrá la capacidad de sorprendernos.

El ritmo de las escenas de acción está muy bien medido y, en pocas viñetas son capaces de mostrarnos la profesionalidad y el saber hacer de Edwyn cuando se trata de acabar con los captores de Virginia. Hay momentos para la brutalidad, la tensión y la acción directa y, además, en muchas ocasiones veremos la acción desde el punto de vista de las ‘presas’ de Edwyn, por lo que estaremos tan atentos como ellos esperando la aparición de nuestro Romeo particular.

plástico comic

Por suerte, Plástico no se limita a ofrecernos una escena violenta tras otra, si no que se molesta en presentarnos a una serie de personajes secundarios bien construidos a los que iremos cogiendo cariño con el paso de las páginas – incluso en el caso de cierto amigo poco hablador -. Es cierto que no nos encontramos ante una historia que destaque por tener personajes profundos y complejos, pero tampoco es algo que la historia busque o necesite. Son las propias acciones y conversaciones entre los protagonistas los que irán cimentando nuestra conexión con ellos, aun siendo conscientes de que el protagonista es un asesino sanguinario.

Matanza a todo color

Dejando a un lado la estructura y el guion detrás de Plástico, lo cierto es que el estilo artístico escogido para dar vida a las viñetas nos ha gustado mucho. El cómic hace gala de un estilo muy definido con toques cartoon que ayudan a resaltar y a hacer mucho más vistosas todas las escenas de violentas o absurdas que tienen lugar a lo largo de la historia. Además, este estilo también contribuye a hacer que ciertas situaciones que nos habrían chocado mucho con un estilo más realista aquí encajen sin problemas con la temática y estilo visual del cómic.

Hay que destacar el buen uso que se hace del color en los momentos más oscuros de la trama, en los que los contrastes entre los rostros ocultos tras las sombras o los momentos en los que Edwyn sale de ‘caza’ funcionan aun mejor gracias a ciertas decisiones que ayudan a resaltar el impacto emocional de esas escenas.

Por lo demás, Plástico ha llegado a España en un tomo integral en formato cartoné de 152 páginas a todo color y un tamaño de 17 x 26 cm.

Conclusiones de la reseña de Plástico

Tenemos que admitir que Plástico nos ha sorprendido mucho. Cuando oímos hablar del cómic, esperábamos la clásica historia de violencia sin mucho que aportar, pero Plástico ofrece muchísimo más de lo que parece a simple vista. Su humor negro, las constantes críticas a ciertos sectores de la sociedad estadounidense y su manera elegante de ir desarrollando la trama lo convierten en una opción muy a tener en cuenta para todos los que busquen un soplo de aire fresco dentro de una clásica historia de amor y venganza.

FantasyTienda: Figuras, merchandising, juegos
Director de la sección de videojuegos. Economista especializado en marketing. Hablo de videojuegos, cine y libros siempre que puedo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.