Madison

Si hay un juego que realmente nos dejó a todos los amantes del género con la miel en los labios fue sin dudas el famoso P.T de Kojima, que con una simple Demo, puso al mundo del videojuego a sus pies. Un proyecto que se quedó solo en eso, un proyecto, pero que sirvió para sentar las bases de muchos otros juegos de terror psicológico que han ido llegando hasta nuestros días.

Allison Road, Visage, PuniTy, Amnesia, Continuous y ahora Madison son herederos directos del legendario P.T. Nosotros en Fantasymundo hemos disfrutado de Madison, un juego que, pese al escaso número de desarrolladores que han trabajado en él, nos ha encantado, manteniéndonos en todo momento en tensión y dándonos más de un susto del copón.

Madison, un juego superlativo

Desarrollado por Bloodious Games, Madison es un survival horror en primera persona que nos pone en la piel de Luca, un joven que sin saber cómo, despierta empapado en sangre en una lúgubre habitación del domicilio de un familiar.

Intentando recordar qué ha sucedido, una voz agitada comienza a pedirle explicaciones sobre lo ocurrido mientras golpea la puerta que los separa. Sin tiempo para pensar (y huir de quien quiera que esté al otro lado de la puerta), Luca se abre paso a través de una pared, hacia la que presuntamente es la casa de su difunto abuelo. Será allí donde aparecerá, de forma inexplicable y cuidadosamente envuelta, su antigua cámara instantánea, herramienta clave que nos acompañará durante todo el camino y que será nuestra única «arma». Pronto descubriremos que esa casa parece no tener salida y que el hecho de que estemos en ella, parece ser parte del plan de un demonio que quiere utilizar a Luca.

A medida que avancemos, los acontecimientos se volverán más y más siniestros y los sustos más comunes e imprevisible.

Escenarios espeluznantes con gráficos de primer nivel

Pese a que se trata del primer trabajo de Bloodius Games, vemos un grado de acierto casi infalible en la atmósfera que nos envuelve desde el primer minuto. Tendremos situaciones que nos transmitirá una inquietud incesante e incluso nos provocará cierta ansiedad. En lo personal, no recuerdo escenarios tan buenos y perturbadores como los de Madison.

En relación a esto, vemos que en su mayoría los escenarios son una sucesión de pasillos estrechos, lúgubres y con luces parpadeantes, con habitaciones llenas de objetos que cambian de sitio inexplicablemente y ruidos ambientales muy bien escogidos. Susurros de madera, puertas que se abren y cierran y cristales rotos. Toda esta combinación genera una experiencia opresiva de terror psicológico que nada tiene que envidiar a otros títulos similares.

Lograr esta atmósfera en un videojuego de terror es uno de los puntos más difíciles de conseguir. Transmitirnos y meternos el miedo en el cuerpo sin necesidad de mostrarnos en cada momento un ente, un demonio o un fantasma no es una tarea fácil.

En cuanto a su apartado gráfico, aunque el juego corre solo a 30 fps en PlayStation 5 (algo inusual en la nueva generación), vemos una alta calidad en las texturas y en el juego de sombras que hacen de Madison una experiencia visual de primer nivel.

Mecánicas simples pero efectivas

Si entramos a analizar las mecánicas de Madison, vemos que se repite el patrón de otros títulos del género en los que no tenemos armas con las que defendernos. Si en Visage contamos con pastillas para la locura o velas y mecheros para hendirnos en la oscuridad, en Madison haremos uso de nuestra cámara instantánea para revelar cada rincón oscuro de la mansión.

Tendremos que hacer fotos para encontrar el camino y resolver los desafíos que nos irán imponiendo los entes que se han adueñado de la casa del abuelo de Luca. Nuestra cámara nos servirá para ayudarnos con los puzles (gran parte de la esencia del juego), que nos supondrán en muchas ocasiones verdaderos retos que nos calentarán la cabeza.

Los movimientos de nuestro personaje son algo toscos y lentos con mecánicas simples que no van más allá de la acción de andar, acelerar el paso (no llegamos ni a correr), hacer fotos y abrir y cerrar puertas. A veces incluso nos costará bastante interactuar con los distintos objetos que debemos tomar del suelo, hasta el punto de que tendremos que pasar el puntero varias veces por encima del objeto en sí para cogerlo.

Vemos también que Madison cuenta con un menú de objetos que, pese a que es algo limitado (solo podremos llevar 8 objetos) y simple, es más que suficiente para lo que requiere el juego. También nos encontraremos cajas fuertes donde almacenar y gestionar los objetos que vayamos encontrando.

madison

Terror aleatorio

Los eventos que ocurren son en su mayoría aleatorios, como pasa en Visage (válgame la redundancia). Situaciones desconcertantes sin más, como sillas que cambian de lugar o puertas que se cierran a nuestro paso. Incluso los entes malignos que tratan de darnos caza, aparecerán de forma completamente aleatoria ante nosotros. Esto es algo muy favorable ya que cada partida que juguemos será totalmente distinta e impredecible.

Música y efectos que te envolverán

Antes que nada, os queremos recomendar encarecidamente que juguéis a Madison con auriculares. Esto hará del juego una experiencia mucho más inmersiva e inquietante.

La música de ambiente y los efectos de los sonidos del entorno se suman a una BSO que nos acompañará desde el principio, adecuándose a lo que requiere el juego en cada momento.

Por ejemplo, uno de los detalles que más nos ha gustado, es el ruido que ocasiona nuestros pasos, que van acompañados en muchas ocasiones del eco de otras pisadas (que no son las nuestras) y que cesan segundos después de que dejemos de andar, sintiendo en todo momento que algo o alguien nos persigue.

¿Os recomendamos Madison?

En cualquier caso desde Fantasymundo, queremos destacar el hecho de que Madison ha sido desarrollado por un grupo muy reducido de personal, lo que le da más valor aún al trabajo tan bien realizado de los chavales de Bloodius Games.

Si lo que buscáis es una experiencia de terror para pasar una noche de lluvia agazapados a nuestro sillón, este es tu juego. Sustos, puzles, agonía y misterio, la mezcla perfecta. En cambio, si lo que buscas es una buena historia como es el caso de Resident Evil, Silent Hill, Alone in the Dark, Dino Crisis o Project Zero entre muchos, quizás Madison no sea el juego que estás buscando.

Lo mejor

  • Ambientación
  • Sonidos y música del ambiente
  • Su apartado gráfico

Lo peor

  • Como hemos dicho anteriormente, la tosquedad a la hora de tomar objetos
  • También hemos notado que la traducción al castellano (subtítulos) deja bastante que desear. Por ejemplo, hemos visto en cartas que hay en algunos cajones de la casa, que la historia transcurre en Argentina, pero los subtítulos lo traducen como España. Un error menor que seguro que con los reportes terminarán corrigiendo con alguna actualización
  • Otro punto negativo (cada vez más vigente en los juegos de terror) es la duración. Si te lo propones, en un par de horas (o menos) puedes completar el juego sin problemas
FantasyTienda: Figuras, merchandising, juegos
Leo, juego, escribo y vivo. Lo demás puede esperar.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.