Dentro de poco tiempo se cumplirá un año desde que Disney anunciara la cancelación de Disney Infinity, con la que Marvel nos había dado unas cuantas muestras de sus personajes en videoconsola. Ahora, 11 meses después, y no de parte de la misma Disney, nos llega Guardianes de la Galaxia: The Telltale Series, una aventura narrativa que trae el sello de su desarrolladora. Con él, Telltale Games intentará ahondar aún más en la saga de Marvel que llegó al gran público mediante el cine allá por 2014.

Poco después del estreno de la segunda parte de Guardianes de la Galaxia en los cines de todo el país nos llegaba este juego para poder disfrutar aún más de Star Lord y toda su tripulación. Telltale es una compañía que ya se ha hecho un hueco en la industria con unos juegos inconfundibles: aventuras narrativas que se centran mucho más en el guión que en puramente la parte jugable. Las decisiones a tomar en las conversaciones, los juegos divididos por episodios, el aspecto gráfico cartoon y los quick time events son ya marca de la casa, y los que ya hayan jugado a otros videojuegos de la compañía como (su saga más conocida) The Walking Dead: The Telltale Series encontrarán unas mecánicas familiares con pequeñas novedades.

Guardianes de la Galaxia: Episodio 1

Nada más arrancar nos encontramos, en el mismo menú, con un entorno agradable para los fans de la película y los cómics: Livin’Thing sonando como tema principal mientras vemos de fondo a los protagonistas del juego enfrascados en una pelea por conseguir un misterioso objeto. Al iniciar el juego ocurre lo mismo con el feeling que sentimos: Why Can’t I Touch It? de Buzzcocks sonando mientras vemos a Star Lord preparándose para un día de trabajo y recibiendo una llamada. Es el general del Cuerpo Nova pidiendo ayuda desesperada ante la aparición de Thanos, el Titán loco. Y ahí partiremos en Enredados en la Melancolía, el título del primer episodio del videojuego, donde se marcan las bases para el desarrollo de la historia en sus próximos capítulos. Este es posterior al de la película, por lo que haberla visto nos ayudará a entender mejor a los personajes y el tono de la narración.

Las sensaciones al jugar a Guardianes de la Galaxia: The Telltale Series habiendo visto antes la película son magníficas. La esencia se mantiene, con un Star Lord (aun a pesar de nuestras decisiones) dicharachero y bromista, con su característico humor ácido. El resto de la tripulación también está muy bien representada: Drax tiene ese toque infantil mientras persigue su sanguinaria venganza contra Thanos; Rocket, siempre confiado, transmite la seguridad de la que tanto alardea en la película; Gamora tiene cierta inseguridad que intenta balancear con la confianza de Peter Quill (Star Lord); y Groot… bueno,  Groot es Groot. Todos los personajes tienen una personalidad muy marcada que agradará a los fans de la franquicia de Marvel.

Guardianes de la Galaxia: Episodio 1

Un punto a destacar para los seguidores de los cómics es el aspecto gráfico, mucho más parecido a estos que el de las películas. Tanto Gamora como Drax tienen características fácilmente reconocibles, como por ejemplo las cuencas de los ojos amarillas de Gamora o los tatuajes, no tan pronunciados como en la película se nos mostraron, que tiene Drax en la cara. Además, Star Lord se aleja del Peter Quill de Chris Pratt para acercarse más al aspecto clásico de los cómics.

El juego no muestra nada nuevo, al menos en la base, jugablemente hablando. Sigue siendo una aventura narrativa, con exploración al más puro estilo de las aventuras gráficas, diálogos con múltiples opciones que intervendrán (aunque aún estamos a la espera de saber a qué nivel de profundidad) en los sucesos de futuros capítulos y momentos de acción en los que tendremos que pulsar los botones en pantalla en el momento en el que se nos muestren. Incorpora mecánicas nuevas como el movimiento entre niveles con las botas propulsoras de Peter Quill o la posibilidad de hablar con nuestros compañeros de tripulación cuando estamos lejos de ellos mediante una especie de llamada. Pero en general las sensaciones son las mismas que con otros juegos de Telltale. La narración tiene buen ritmo y mezcla bien las pausas de diálogo con los combates y sus quick time events, aunque en las escasas hora y media o dos horas de duración de este primer episodio nos ha dado poco tiempo para poder apreciar qué camino seguirá el guión y hasta qué punto nos sorprenderá.

Aun así, las sensaciones que nos deja este primer episodio de Guardianes de la Galaxia: The Telltalle Series son muy buenas. El feeling que se siente jugándolo es muy satisfactorio, y volver a ver a la tripulación de la nave de Star Lord es agradable como antesala de la película que podemos ver en el cine. Habrá que esperar a los siguientes capítulos para valorar si el episodio uno fue la antesala de otra gran aventura de Telltale. Pero para eso todavía nos quedan cuatro capítulos.

FantasyTienda: Figuras, merchandising, juegos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.