La pasada primavera llegó a las librerías nacionales la edición en nuestro idioma de la novela “Dientes de dragón” del fallecido Michael Crichton y que ha publicado Plaza & Janés.

La novela es una obra póstuma del escritor estadounidense, encontrada entre sus archivos personales y que se publicó en su idioma original el pasado año 2017 por Harpercollins Publishers, dejando cerrado su valioso legado literario. Si no me equivoco, es la tercera novela póstuma de Crichton, tras “Latitudes piratas” y “Micro”.

Como seguro bien sabéis, Crichton es uno de los mejores entretenedores de ficción de las últimas décadas, con obras soberbias en todos los campos. En la literatura, con títulos como “Parque Jurásico” su “otra historia de dinosaurios”, “La amenaza de Andrómeda”, “Congo”, “Esfera” y “Acoso”, entre otras, forman parte de la vida de muchos de vosotros. En mi caso, he tenido la suerte de haberlas leído en su mayoría en mi juventud gracias a la adquisición por parte de mi madre de las publicaciones de El círculo de lectores.

Saber que esta novela sería publicada en España me produjo sentimientos encontrados. Recibí la noticia con cierta expectación pero con algo de recelo, dado que si en vida nunca fue publicada, algún motivo negativo habría para ello. Este prejuicio, como casi todos, desaparece con la lectura de la misma.

En la novela, Crichton aborda, a través de los pasos de William Johnson, un universitario rico y consentido, la rivalidad de los dos paleontólogos más afamados del momento en la búsqueda de fósiles a finales del siglo XIX en Estados Unidos. Es un punto de partida histórico, en la conocida como Guerra de los Huesos, con sus principales exponentes y Edward Drinker Cope y Othniel Charles Marsh.

 

Al inicio se hablan de dos fotografías de William Johnson. La primera, joven, inocente y apuesto, tomada en New Haven en 1875. La segunda, en Cheyenne en 1876, sobradamente más curtido y duro, con una cicatriz que achacaría a un enfrentamiento con los indios. Y la historia relatada es la sucedida entre ambas instantáneas.

La ambientación se vuelve uno de los puntos fuertes de la trama, ya que es en 1876 la época en la que el oeste estadounidense estaba sometido a continuos conflictos de los colonizadores frente a los indios nativos, y que ha supuesto en el mundo del entretenimiento un género propio conocido como western. Es en este marco donde suceden los acontecimientos de la novela, con los elementos propios de dicho género: sus indios sioux, su dura climatología, sus poblados sin ley, su tradicional cantina con pianola y chicas de salón, sus duelos a pistola, sus ataques a diligencias, etc

Crichton fusiona de manera magistral estos dos temas, el de la paleontología y el salvaje oeste americano para crear un thriller histórico plagado de aventuras. Una brutal mezcla que resulta realmente apasionante. Es inevitable pensar que, en sus dos contenidos principales, la obra contiene ciertos paralelismos con sus dos adaptaciones más populares de la actualidad: Parque Jurásico y Westworld.

Igualmente, también fusiona historia y ficción, ya que nace de evidencias históricas, incluso suavizadas por la brutalidad de los hechos según su nota final, y que se unen en un relato imaginado pero bien conseguido.

Por último, Crichton incluye además una completa bibliografía de ensayos en el tema para aquellos lectores que sientan el deseo de conocer más sobre los sucesos de aquellos años.

La novela es de lectura ágil, aunque puede adolecer en algunos pasajes de cierta tensión y ritmo narrativo, pero no por ello se vuelve pesada. Crichton es especialista en transmitir impecablemente la pasión por escribir y emocionar en cada una de sus novelas. Y en “Dientes de dragón” se nota, y mucho. Personalmente me ha encantado volver a sentir las mismas impresiones que cuando lo leía en mi juventud.

La novela es muy merecedora de ser leída por el público general. Si además, eres amante de la paleontología y del salvaje oeste, es indispensable en tu biblioteca. Pero si estás buscando una versión prematura o germinal de Parque Jurásico vas a sentirte completamente decepcionado. “Dientes de dragón” es una novela absolutamente diferente y con carácter propio, con las consideraciones mencionadas en los párrafos anteriores.

Puedes encontrarla en las mejores librerías, en una edición traducida por Gabriel Dols Gallardo, formato rústico con solapas, con 320 páginas y a un precio de 18,90€.

FantasyTienda: Figuras, merchandising, juegos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.