ENTRETENIMIENTO Y CULTURA: Cine y Televisión, Literatura, Ciencia, Videojuegos, Cómics | Fantasymundo
RSS de Noticias y Artículos sobre Literatura, Ciencias, Videojuegos, Cine, Televisión y Cómics Twitter de Noticias y Artículos sobre Literatura, Ciencias, Cine, Televisión, Videojuegos y Cómics Facebook de Noticias y Artículos sobre Literatura, Ciencias, Cine, Televisión, Videojuegos y Cómics
Menu general
Aviso de cookies
       Artículo de comics

Batman El Anillo, la Flecha y el Murciélago


Ovidio   05/03/2007
Comenta con tu Facebook
Meneame
     Green Arrow está visitando por negocios un pequeño país asiático cuando, sin comerlo ni beberlo, se ve involucrado en una guerra civil. Dennis O’Neil escribe estas tres historias donde Green Arrow es el hilo conductor
Guión: Dennis O’Neil

Dibujo: Greg Land y Sergio Cariello

Portada: Hugh Fleming

Formato: 192 págs.
 
 Se podría decir que Dennis O´Neil fue el creador de Green Arrow. Esta afirmación es totalmente falsa, puesto que fueron Mort Weisinger y Greg Papp quienes cumplieron con ese cometido, pero lo cierto es que el personaje tal y como lo conocemos hoy en día es aquel que nos brindó O´Neil tanto con cambios físicos (Neal Adams también tuvo que ver) como en personalidad a finales de los 70. Por eso, después de leer el tomo de El Anillo, La Flecha y el Murciélago, no me impresiona en absoluto el hecho de que Ollie (el nombre original de Green Arrow) sea prácticamente el personaje protagonista principal, por mucho que vaya acompañado en las dos aventuras recopiladas en este tomo por un personaje u otro.

El título del tomo lleva a equivoco,  ya que el Hombre Murciélago dista de ser el hilo comunicador de las dos historias que reúne, por no decir que ni siquiera aparece en la primera. Lo curioso es que es tal cual en los USA.

Batman El Anillo, la Flecha y el Murciélago

Esto ya es un tanto desalentador, la portada y el subtítulo indican que dentro veremos una historia protagonizada por los tres personajes, una especie de Team-Up para los fans, especialmente los del personaje protagonista que sostiene la cabecera, pero nada más lejos de la realidad. El contenido es diferente, tenemos una saga de “Legends of the DC Universe” donde no veremos ni un ala de murciélago, sino una historia protagonizada por Green Arrow con Green Lantern de secundario, ambos metidos en una aventura que supuestamente debería recordarnos aquellos maravillosos números dibujados por Neal Adams y guionizados por el mismo que se encarga de los capítulos de este tomo. La segunda saga proviene de “Legends of the Dark Night” y en ella por fin vemos al personaje de la cabecera, Batman, junto a Green Arrow nuevamente, ambos luchando en una escaramuza completamente diferente a la primera que vemos en esta extraña recopilación. Por lo tanto, en verdad tenemos dos argumentos distintos con un dúo de personajes diferente y el único nexo es Green Arrow, nada de lo que apunta la portada del tomo. Mal vamos.

 

 La primera historia trata de una guerra civil en Minglia donde tanto Green Lantern (Hal Jordan) y Green Arrow (Oliver Queen) se ven involucrados de un modo u otro. El primero porque es un aviador de las empresas Ferris de los Estados Unidos y el otro por ser el propietario de las empresas Queen, que proporciona el armamento al Gobierno del país que lucha contra unos rebeldes que no quieren al general Zho al mando. Como se puede adivinar, Oliver no tardará en ver la realidad en la que se ha visto sometido y se avergonzará de ser partícipe directo de una guerra que no tiene nada de justo. Jordan, por otra parte, deberá averigüar si lo correcto es ponerse de parte de su propio país o tratar de liberar al pueblo oprimido.

Batman El Anillo, la Flecha y el Murciélago
Se trata de dos personalidades opuestas que se ven enfrentadas entre sí por la moralidad y por lo que es justo o no, ya que ambos trabajan para los Estados Unidos, pero no siempre (por ni decir nunca) acierta moralmente con los aliados que solo buscan enriquecerse y liderar, sea como sea, sobre muchos.

Es una historia propia de O´Neill, conocido izquierdista que ha reflejado su propia ideología sobre Oliver desde que puso su mano sobre él, quitándole todo el rollo de playboy e insuflándole una nueva vida como héroe urbano mucho más activo políticamente e ideológicamente hablando que el resto de sus compañeros en mallas. Sin embargo, aunque en un principio la historia puede ser realmente entretenida e interesante, con los dos personajes soberbiamente tratados (aunque Green Arrow es demasiado presuntuoso y presumido que acaba haciéndose repelente) y un tema que está de rabiosa actualidad, al final acaba desinflándose al no ofrecer ni un atisbo de ambigüedad o implicación personal. Acaba siendo un tanto superficial al ofrecernos malos muy requetemalos (el bando del gobierno, asesinos natos, cómo no) y buenos muy requetebuenos (los rebeldes, que tratan a los prisioneros como si fueran amigos de toda la vida, incluso los sueltan para que anden tranquilamente por ahí para charlar con todo el mundo, cosas de la inocencia), tanto que es incluso asfixiante.

 

Batman El Anillo, la Flecha y el MurciélagoPero lo cierto es que lo peor de todo es el desenlace, un tanto infantil para el tema que nos estaban mostrando, especialmente al leer sendos artículos de esta cuidada edición, donde podemos ver las declaraciones del guionista diciendo lo importante que es desmarcarse de los tópicos del género superheroico, pero creo que al final ni tan siquiera logra el cometido que se propone.

Y es que, me parece lamentable que todo acabe con una simple risotada o broma pueril que ni tan siquiera produce la gracia que debería provocar, más bien deja a cualquiera con un gesto de estupor al contemplar cómo Oliver Queen ve su labor en la guerra como comerciante de armas en un país lejano totalmente absuelta con una ridícula demostración. Ya podría haberse estrujado más la cabeza el bueno de O´Neil para el desenlace de esta trama que comienza tan interesante.

 

En la segunda historia, ya despidiéndonos de Green Lantern y saludando a Batman, vemos como el ministro de un pequeño país llamado Dhabar manda a unos cuantos cazarrecompensas extraordinarios que tratarán de encargarse del propietario de las empresas Queen. Esto es debido a que hicieron ciertas transacciones ilegales y no se quemaron las pruebas, por lo tanto deben acabar con el poseedor, en este caso Green Arrow. Batman se ve inmiscuido porque como Bruce Wayne posee una empresa familiar (sí, este también) y también está casualmente relacionada, así que ya tenemos a los dos superhéroes juntos de una manera u otra.
Batman El Anillo, la Flecha y el Murciélago

Por cierto, tenemos aparición testimonial del villano de la aventura anterior, por lo que se supone que por ello estas dos sagas merecían ser recopiladas juntas, por muy poco que tengan que ver más allá de ese burdo elemento en común.

 

Esta historia es mucho más típica y con menos pretensiones que la anterior, claro que no por ello es mejor. De hecho, el protagonismo de Oliver Queen vuelve a hacerse patente y él dirige toda la acción con esa pérdida de habilidad que tiene en un momento de la serie, al enfrentarse a alguien muy superior a él con el arco. Si bien, lo cierto es que al menos tenemos un componente más superheroico al tratarse de peleas de uno contra uno, por lo que en algunos momentos es más entretenido que la aventura anterior.

Cabe decir que, sin embargo, el desenlace es aun peor, puesto que esta vez es totalmente incoherente al tratarse del personaje enfrentándose a todo un país, dirigiéndose al palacio del villano malo malísimo ¡¡A PUÑETAZO LIMPIO!! Y es que las defensas de un ministro que tiene todo un país a su disposición nunca fueron tan humildes.
Batman El Anillo, la Flecha y el Murciélago

Lo cierto es que Batman está para insuflar un poco de sentido común, al ser más táctico, sigiloso y hasta carismático, porque desde luego ofrece mucho más juego que un Green Arrow que va por ahí como un pollo sin cabeza.


Sobre el dibujo, por suerte no es tan catastrófico. Tenemos a un Greg Land totalmente irreconocible en la saga de “Legends of the DC Universe”, con el estilo clásico que caracteriza sus primeros pasos por el universo DC, donde despuntaba como un dibujante correcto que podía llegar a ser espectacular y efectivo si se lo proponía. Un tanto soso en lo que a expresiones faciales se refiere y sin nada que lo haga realmente especial, la verdad es que sus lápices se agradecen y quizá sean mejores que lo que trata de ofrecernos en la actualidad, que si bien alcanza grandes cotas de calidad (creo que su mejor labor la podemos ver en Sojourn, de la extinta Crossgen), lo cierto es que resulta cargante la manía que tiene actualmente de calcar fotografías hasta el punto de plagiarse a sí mismo en alguna que otra portada. Es algo que no tenemos que soportar aquí, y si bien se echa en falta alguna que otra vez algo de su hiperrealismo preciosista, tampoco se echa muy en falta por otras virtudes que destila.

 

Sergio Cariello se encarga de la segunda historia con Batman, es mucho más dinámico y no opta por el realismo, sino por un dibujo bastante más caricaturizado que, en ocasiones, es bastante más efectivo que el de Land, aunque se echa en falta un poco más de reposo facial en alguna que otra viñeta. De todas maneras, su estilo recuerda un poco al de Adam Kubert sin llegar a la calidad de este, al menos no en esta saga, donde tiende a ser tan sumamente expresivo que al final acaba por hacerse tedioso. Aun así, ofrece un buen acabado y, como ya he dicho, es bastante bueno a la hora de dar una impresión de movimiento en sus páginas, como narrador es incluso mejor que Land al saber enfocar tanto las peleas como las conversaciones. Quizá se eche un poco en falta más énfasis en los fondos y un menor uso de primeros planos, pero eso ya siendo más quisquilloso.

 

Lo cierto es que lo mejor del tomo son los dibujantes (por no decir el excelente Hugh Fleming como portadista, chapeau), y tampoco es que sean demasiado destacables, así que tenemos una recopilación de sagas un tanto prescindibles que no merecen esta cuidada edición en tapa dura que ya quisieran para sí obras mucho mejores que esta. La verdad, hay mucho y muy bueno en el mercado como para fijarse en esto. No lo recomiendo.


Página 1 de 1



Green Arrow: Triple amenaza
Green Arrow: Triple amenaza

14.95 € 14.20 €
 
Green Arrow: Vértigo
Green Arrow: Vértigo

8.95 € 8.50 €
 
Green Arrow. La maquina de matar.
Green Arrow. La maquina de matar.

17.95 € 17.05 €
 
Batman The Dark Knight Trilogy Play Arts Kai Figura Joker 24 cm
Batman The Dark Knight Trilogy Play Arts Kai Figura Joker 24 cm
83.90 €  
 

Versión imprimible

NO se permite la reproducción íntegra. Para reproducciones parciales: NOTAS LEGALES
Anunciese en Fantasymundo
Imágenes relacionadas con el artículo
     Arrow
Imagen de la serie
Imagen de la serie
Imagen de la serie
Imagen de la serie
Imagen de la serie
Staff de Fantasymundo.com - Quienes hacen la página Contacta con Fantasymundo Notas Legales de Fantasymundo Enlaza con Fantasymundo ¿Quiénes somos?