¡Gomu gomu no…port para Switch! La banda de sombrero de paja hace su aparición de nuevo.

Bandai Namco junto Koei Tecmo, allá en 2015, crearon la tercera entrega de la saga Pirate Warriors, la versión musou de One Piece, y ahora en 2018, han realizado un port de este título para la nueva plataforma de Nintendo.

El género musou, en la última década ha conseguido una repercusión notable, sobre todo en el mercado japonés, y si añadimos una pizca de fanatismo por Luffy y sus camaradas, se creaba la atmósfera perfecta para quienes estaban dudosos entre que título elegir.

De esta manera, Pirate Warriors 3 nos sitúa desde el primer punto de la historia de nuestro pirata favorito, cuando todavía no estaba conformada la banda original, así que tendremos que salvar a Zoro de su ejecución en la base de la Marina, a Nami de la banda de los tritones, o convencer a Sanji de que sea nuestro cocinero. Dispondremos de toda la aventura hasta llegar a la saga Dressrosa.

En este título, aunque sea un port, ha llegado con todos los contenidos extra que ha acumulado desde su primera puesta en escena, por lo que amplia el contenido original con más personajes jugables, más escenarios, más eventos o simplemente más modos de juego, como un modo multijugador local que, a experiencia personal, es casi lo que más se agradece.

Por lo tanto, a nivel argumental no veremos nada nuevo si seguimos el anime o el manga en la actualidad, pero ahora podremos revivir la aventura en este musou con tanta acción y modos de juego variados.

Así, nos encontramos en el menú principal con el modo “Diario de aventuras” en el que tendremos lo ya nombrado, toda la historia dividida en capítulos de aproximadamente 20 o 30 minutos, siendo todo el título de una duración de mínimo 20 horas, dependiendo de la pericia en este género, y la dificultad seleccionada, entre las que podremos elegir dificultad “fácil”, “avanzada” o “difícil”.

En cada misión tendremos diversos objetivos a cumplir, como siempre, uno principal acorde al argumento, y otros secundarios que derivan más del género que estamos jugando, que será la de eliminar hordas y hordas de enemigos, junto a posibles capitanes de grupo que serán más fuertes, y así conseguir beneficios extra.

Al cumplir cada misión, se nos informará de varias estadísticas, en primer lugar, podremos ver el desarrollo de los personajes utilizados, que subirán de nivel, y así lo harán también sus puntos de vida, fuerza o resistencia, y además, aprenderán nuevos combos y habilidades para realizar en combate, ya que será más efectivo por eliminar más enemigos al mismo tiempo.

En segundo lugar, se nos incluirá en nuestra recompensa los objetivos secundarios o adicionales tanto en términos de experiencia, para subir los niveles de personaje como se ha comentado, como en términos de dinero o riquezas, que servirán para varias opciones, o bien invertirlos como experiencia y subir más el nivel de los personajes, o bien, por ejemplo, para comprar otros personajes.

Lo cierto es que tras terminar varias misiones, veremos incrementado en cierta medida al personaje por defecto, Luffy, y darán ganas de cambiarlo por otro de menor nivel, ya que las misiones incluso en dificultad alta, no serán rival para nuestro pirata de goma. Además, es interesante desbloquear las habilidades y aumentar el nivel de todos los personajes, ya que así, en el modo multijugador, habrá varias opciones disponibles sin un desequilibrio demasiado brusco entre los personajes.

Tras lidiar con el modo historia, también tendremos el modo “Diario de sueños”, que tiene un formato diferente al secuencial que nos adentra en el argumento. En este caso se nos dará un mapa desde una perspectiva cenital, en el que se mostrarán islas disponibles para visitar en el que habrá enemigos míticos de la saga como Smoker, Kuro, Cocodrile o Enel entre decenas de villanos a los que deberemos derrotar y podrán pasar a ser personajes jugables.

Estos dos modos serán muy complejos de completar, lo cierto es que se tardarán varias decenas de horas en conseguir todos los personajes, y desbloquear todas las habilidades de cada uno subiendo su nivel, por lo que será una tarea que nos dará mucha ocupación. Y aquí se vuelve a agradecer el hecho de poder completarlos en todo momento con un segundo jugador que nos acompañe.

Por último, tendremos un último modo complementario que será el modo libre, que permitirá rejugar el modo aventura sin orden, y seleccionando otro personaje diferente, para completarlos en mayor dificultad, para subir de nivel algunos personajes en misiones que nos otorguen más experiencia, o por simple diversión.

Ahora, adentrándonos en las mecánicas de combate que utilizaremos para todo el juego, tendremos la posibilidad de hacer un ataque frontal, un ataque de barrido lateral y la posibilidad de saltar, lo que combinado con estos dos tipos de ataque, los cambiará ligeramente hacia un ataque desde mayor altura; de la misma manera, los combos que adquieran los personajes al subir de nivel, irán siendo cada vez más complejos, aunque siempre a un nivel asequible del mundo musou, esto no es Blaz Blue.

Además de esto, tendremos las habilidades, entre ellas estarán las propias de cada personaje, aunque algunas se compartirán entre varios. Es importante destacar que se deberá rellenar una barra de estado, a base de eliminar enemigos, para realizar estas habilidades, y a su vez, se podrá activar el “modo héroe” en el que tendremos un tiempo limitado con bonificaciones de daño y defensa, siendo el momento perfecto para hacer el mayor número de bajas.

También tendremos la oportunidad de utilizar a nuestros compañeros piratas, y es que los personajes que nos acompañen en cada misión podremos añadirlos en nuestros combos, asestando grandes golpes que nos beneficiarán sobre todo contra los jefes finales de cada misión.

Así, a la hora de completar el modo aventura, el modo diario de sueños, o el modo libre, lo más oportuno será probar el máximo de personajes posibles, ya que así tendremos la posibilidad de ver como se comporta cada uno y seleccionar al que mejor nos adaptemos, esta es una parte de la magia de los musou.

Aún así, como siempre se critica en estos títulos, es repetitivo, pero esto es algo que entra en conflicto con el hecho de que estos títulos tratan de eliminar continuamente hordas de enemigos, por lo que hay que comentarlo, pero no ensañarse.

Es curioso mencionar también que, si bien el título original fue bien acogido entre los jugadores, esta adaptación en Switch con todas las actualizaciones, contenido extra y modo dual en todos los modos ha conseguido darle unas cuantas horas más de juego y diversión, por lo que en este aspecto, hay que felicitar a los desarrolladores.

Pero hay ciertas matizaciones tanto en el apartado visual como en el sonoro. Lo primero y más destacable es que si bien el apartado visual está bien, tiene un estilo de dibujo que imita el anime a la perfección, cuando entramos en el modo dual la calidad descenderá un poco, lo que puede no ser una sorpresa, pero sí un detalle que puede no gustar a muchos.

Respecto al apartado visual habría que comentar que sí es un punto positivo, y de hecho tiene un estilo de dibujo muy pulido o estilizado, no habrá problema en visualizar distintos enemigos del campo de batalla. Además, los trazados y líneas se nota que se han trabajado desde la versión en otras plataformas, por lo que aunque no sea un título que utilice un motor gráfico nuevo, si se nota el peso generacional, y lo que a optimizar se refiere.

También hay que comentar que los escenarios y distintas ubicaciones a las que podremos acceder en cada misión siguen siendo muy pobres y vacíos como en otros títulos de la saga, lo que con una buena compensación del diseño de los personajes puede pasarse más o menos por alto, pero aún así, crear eventos en zonas del mapa para rellenarlas temporalmente puede que haya conseguido su cometido, aunque a opinión personal se debería hacer un lavado de cara completo a este apartado.

Y aquí viene prácticamente la única crítica reiterada de esta saga, el apartado sonoro, y es que de nuevo no disfrutaremos de la banda sonora original de One Piece, lo que es una lástima, ya que tiene una calidad y notable ambientación de la saga sin culminar en la capacidad sonora de la misma, y por lo tanto, aunque tendremos un buena acompañamiento con cierta similitud, los verdaderos fans de la saga sabremos la verdad.

En definitiva, este musou tiene una gran variedad de modos para darle vida durante más de 20 horas, lo que hoy día es una cifra lejos de la media, y además, aunque se produzcan continuamente los mismos objetivos, la mecánica de combate es terriblemente adictiva, promoviendo que deseemos realizar cada vez mejores combos, más eliminaciones por golpe, y destrozar todo a nuestro paso cuando activemos el modo héroe en los combates.

Así, aunque hay ciertas asperezas en el aspecto sonoro por la autenticidad del mismo, sigue siendo un muy buen título para los amantes de este género. Pero es más, en esta versión de Nintendo Switch, como se comentó se podrá rejugar con un segundo jugador, lo que creará una nueva experiencia de juego ya que podremos hacer nuevas estrategias, subir de nivel a varios personajes simultáneamente, y sobre todo, tener la sensación de combatir con un amigo a tu lado.

One Piece: Pirate Warriors 3 desarrollado por Koei Tecmo y distribuido por Bandai Nambo, está disponible desde el 11 de mayo en la eshop de Nintendo a un precio de 59,99€. ¡Que comience la Gran Aventura!

FantasyTienda: Figuras, merchandising, juegos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.