¿Qué pasaría si la persona más aterradora que jamás hayas conocido es tu hermana de diez años?

¿Os imagináis respondiendo a esta pregunta? Che, el protagonista de esta historia, “Mi hermana Rosa”, conoce demasiado bien la respuesta. Lleva desde los siete años cuidando de Rosa, su hermanita pequeña. Rosa es una niña de diez años curiosa, muy inteligente y sin nada de empatía. Una psicópata en opinión de su hermano Che. Es quién mejor conoce a su hermana y el único que está al tanto de todas sus “travesuras”, aunque hacer que otra niña mate a su mascota quizá no debe calificarse así.

Seguro que os preguntáis donde están los padres, porque los tienen. Esta no es la típica historia juvenil en que los padres están ausentes o apenas aparecen. Los padres de Che y Rosa son muy importantes, tanto que hasta tienen su propia trama. Su trabajo creando empresas les obliga a viajar con frecuencia, el problema es que arrastran a sus hijos en todos esos viajes, de forma que su infancia no es que sea demasiado estable.

La historia empieza cuando la familia se muda a Nueva York porque unos antiguos amigos de sus padres, que tienen una hija de la edad de Che y dos gemelas un año más mayores que Rosa, les han ofrecido trabajo. Che va de mal humor porque eso significa estar más lejos de sus mejores amigos que viven en Sidney. Lo único que quiere es ser un adolescente normal, tener novia, participar en combates de boxeo a pesar de que sus padres no lo aprueban y mantener a Rosa bajo control. ¿Fácil, no? ¿Interesante? Quizá así de primeras no tanto.

La primera impresión es que se trata de una historia más sobre un chaval que se muda a un lugar nuevo, su esfuerzo por integrarse y su interés por una chica que conoce en el gimnasio. Por otro lado tenemos su vida familiar, complicada por la personalidad psicópata de su hermana y la negativa de sus padres a verlo como un problema, además está la relación con la otra familia. Es esta segunda parte la que es distinta, porque Rosa es una manipuladora nata, muy muy inteligente y con ganas de experimentar. A pesar de su edad sabe muy bien que tiene que pasar desapercibida, por eso su peso en la historia va aumentado de forma gradual.

Cuanto más protagonismo tiene Rosa, más va cambiando la historia. Más se va alejando de la típica historia de chico nuevo para convertirse en un thriller psicológico que te atrapa hasta llegar al punto cumbre del final. Las últimas cien páginas son las mejores con diferencia, con ritmo y con varios giros que cambian totalmente la trama.

Lo primero que me llamó la atención de este libro fue el hecho de tener un psicópata entre sus protagonistas. Tenía curiosidad por cómo lo trataban. Otra cosa que también me ha gustado mucho de este libro es la inclusión. Trata temas que normalmente son invisibles y da voz a un montón de colectivos. Hay personajes no normativos, se habla de religión, de educación no convencional y duelo.

Para mí, “Mi hermana Rosa” ha sido un libro con altibajos, con un gran final muy redondo y personajes creíbles e inclusivos. Empieza sin fuerza para terminar distanciándose de otras historias juveniles, e incluso llega a provocar escalofríos a pesar de que tiene un título algo infantil.

Justine Larbalestier es una de las autoras de narrativa juvenil de mayor éxito en Australia. Ha sido galardonada con todos los premios del género en su país natal. Autora de 8 novelas, todas ellas de gran éxito de ventas y crítica.  Actualmente vive en Sydney. Sus grandes pasiones son la jardinería, el cricket y la ciudad de Nueva York. “Mi hermana Rosa” es su último libro que la la editorial Roca ha publicado en nuestro país.

FantasyTienda: Figuras, merchandising, juegos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.