Todo parece indicar que en las próximas décadas la humanidad experimentará grandes cambios a nivel tecnológico que cambiaran nuestra forma de vida en nuestros hogares pero también en los espacios de trabajo. Lugares como las oficinas serán muy diferentes a como lo han sido en las últimas décadas y los trabajadores y empresas tendrán poco tiempo para adaptarse a estos nuevos avances si no se desean quedarse por el camino.

Son muchos los expertos que ya están advirtiendo de la necesidad de ir implementando ya las novedades que están surgiendo para ayudar a que los cambios se implementen de forma paulatina y no de manera brusca de aquí a unos años. Pero, ¿cuáles son estos avances que cambiarán las oficinas tal y como las conocemos en la actualidad? Algunos de los más interesantes son los que se muestran a continuación:

Softwares para la gestión

Las oficinas del futuro estarán plenamente informatizadas y el uso de diferentes softwares será algo elemental. Esto necesitará de una actualización de la formación de los empleados pero sobre todo de la adaptación de la forma de trabajar de las empresas. Un claro ejemplo de software empresarial que ya está cambiando las relaciones con los clientes de las empresas es el software crm, un software con multitud de funcionalidades que está contribuyendo a mejorar la relación entre empresa y cliente y con ello una facturación más elevada.

Ecologismo y naturaleza

Todo parece indicar que la irrupción de la tecnología en multitud de ámbitos en las oficinas vendrá acompañada de una irrupción al mismo nivel de la naturaleza y el ecologismo. Los mobiliarios de maderas procedentes de bosques certificados, el uso de materiales y componentes electrónicos creados con materiales reciclados, el uso de nuevos sistemas de iluminación para aprovechar la luz natural y ahorrar energía o jardines en las propias oficinas para purificar el aire son algunas de las innovaciones que llegarán pronto a las oficinas. La concienciación contra el cambio climático será muy superior porque ya se estarán experimentando sus efectos y las empresas convertirán las oficinas en espacios sostenibles y ecológicos.

Uso flexible de los espacios

En un mundo que se encamina hacia la existencia de mega ciudades con decenas de millones de habitantes las empresas tendrán que soportar costes muy elevados para comprar o alquilar oficinas. Esto traerá consigo una optimización del espacio de trabajo con el objetivo de aprovecharlo al máximo evitando tener que pagar por espacios de mayor tamaño. El teletrabajo rotativo entre empleados, una mayor libertad para moverse en función de la tarea que se esté realizando o la no existencia de puestos asignados dentro de las oficinas serán comportamientos realmente habituales.

Simbiosis entre colaboración y privacidad

Las oficinas del futuro aunarán en el mismo espacio grandes dosis de colaboración pero también una privacidad mayor. Esto es posible gracias a que el trabajo colaborativo ganará peso en los próximos años y habrá muchas reuniones informales de manera continua para tomar decisiones consensuadas. Del mismo modo se fomentará la privacidad para incrementar la concentración, que puede verse perjudicada por las continuas reuniones de compañeros en las oficinas. De esta forma se crearán espacios de trabajo individuales, colaborativos o en pareja con el objetivo de incrementar la productividad, la colaboración y el trabajo en equipo.

Entorno creativo e inspirador

Se estima que en los próximos años la inteligencia artificial hará desaparecer hasta el 25% de los empleos que existen en la actualidad. Debido a ello la creatividad humana será mucho más valorada en multitud de nuevos tipos de empleos que surgirán en las próximas décadas. Las oficinas se convertirán en espacios dedicados a fomentar esa creatividad, la generación de nuevas ideas o la resolución de problemas complejos que no se pueden dejar a merced de la inteligencia artificial. Para ello también se crearán espacios inspiradores y de descanso para que los empleados encuentren momentos de relax en los que despejar la mente durante unos minutos.

Tecnología en todas partes

Se espera que las oficinas del futuro incorporen tecnología en todos los lugares posibles para optimizar el espacio. Lugares como las paredes, el suelo o el mobiliario contarán con tecnología que ayudarán a los empleados a centrarse en su experiencia laboral para conseguir resultados más precisos y creativos. Una revolución que cambiará la forma de trabajar y que sin duda pillará por sorpresa a muchas empresas que, o bien se adaptan a estos cambios tecnológicos o se preparan para desaparecer en el tsunami tecnológico que se avecina.

Estos son los principales avances que llegarán a las oficinas del futuro y que prometen revolucionar la forma de trabajar y la toma de decisiones.

FantasyTienda: Figuras, merchandising, juegos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.