Parques urbanos
Parque urbano (CC0, dominio público).

Los parques urbanos pueden ser ecosistemas artificiales, pero juegan un papel clave en el medio ambiente y nuestra salud, según ha descubierto la primera evaluación global del microbioma en los parques de ciudad.

El estudio, publicado en Science Advances, encontró que incluso los márgenes de las carreteras contribuyen a una variedad de comunidades microbianas importantes que son críticas para mantener los servicios ecosistémicos productivos, como filtrar contaminantes y secuestrar dióxido de carbono.

Los parques urbanos no son los desiertos ecológicos homogeneizados que pensamos, son ecosistemas vivos que hacen cosas asombrosas“, afirma el coautor del estudio, el profesor David Eldridge, del Centro de Ciencias de los Ecosistemas de la Facultad de Ciencias Biológicas, Terrestres y Ambientales de UNSW Science.

Los parques urbanos desempeñan un papel importante en la reducción de la contaminación, la reducción del ruido y de la temperatura del aire

Los espacios verdes urbanos albergan microbios importantes, por lo que si desea mantener una gran cantidad de servicios ecosistémicos, hay que tener muchos parques y espacios verdes“, insiste.

El estudio tomó muestras de suelo de diferentes tipos de espacios verdes urbanos y ecosistemas naturales vecinos comparables en 56 ciudades de 17 países en seis continentes. Los espacios verdes urbanos estudiados incluyeron el Parque Olímpico en Beijing, el campus de la Universidad de Queensland en Brisbane, el Parque del Retiro en Madrid y el parque que rodea el Castillo de Uppsala en Suecia.

Dado que el 68% de la población mundial vivirá en ciudades para 2050, el estudio sugiere que los espacios verdes urbanos son de vital importancia para promover el bienestar físico y mental.

Los parques y jardines constituyen la mayoría de los espacios abiertos disponibles para actividades recreativas como el deporte y la participación social, y desempeñan un papel importante en la reducción de la contaminación, la reducción del ruido y de la temperatura del aire, según el estudio.

Además, se ha demostrado que la exposición humana a los microbios del suelo es beneficiosa para la salud humana al promover funciones de inmunorregulación eficaces y reducir las alergias. El estudio encontró que los espacios verdes albergan muchos microbios de rápido crecimiento que usan fertilizantes y agua de riego, y que pueden colonizar suelos desnudos.

Estos incluían importantes patógenos de raíces de hongos como los del género Fusarium, microorganismos capaces de eliminar el nitrógeno del alcantarillado y muchas amebas que se alimentan de bacterias.

Pero el estudio encontró que los espacios verdes también albergaban una mayor proporción de parásitos fúngicos y patógenos de plantas que a menudo son plagas importantes en el aspecto económico.

Incluso los bordes de las carreteras con vegetación son de importancia

Los espacios verdes en algunos países también albergan microbios que estaban relacionados con patógenos humanos, como la listeria y la difteria. “Lo realmente interesante es que existía un fuerte vínculo entre el Producto Interno Bruto de un país y la abundancia de microbios que causaban enfermedades humanas“, comenta el profesor Eldridge.

Una de las razones podría ser un mayor uso de antibióticos en los países en desarrollo y, por lo tanto, una mayor resistencia a los antibióticos controlada por microbios“.

El agua de alcantarillado que contiene antibióticos se usa para regar los espacios verdes. Por lo tanto, aunque los parques son beneficiosos, hay una advertencia de que parte del suelo en estos espacios verdes urbanos alberga algunos de estos microbios tóxicos, particularmente en las ciudades más pobres“.

El Dr. Eldridge asegura que los resultados reflejan un estudio en Central Park en Nueva York, que encontró que había tanta diversidad microbiana en el parque de la ciudad como a nivel mundial. “Los parques de la ciudad albergan una variedad de comunidades microbianas que son diferentes a los ecosistemas naturales“.

Los parques de ciudad son muy similares entre sí en todas las partes del mundo

El estudio encontró que incluso los bordes de las carreteras estaban llenos de microbios de importancia.

Pensamos que los bordes de las carreteras son estériles, pero encontramos una gran variedad de microbios diferentes en algunos bordes de las carreteras; no son tierras baldías estériles en absoluto“, insiste el profesor Eldridge.

Algunas ciudades europeas como Berna (Suiza) tienen una política para proteger la vegetación natural a lo largo de los senderos y bordes de las carreteras. Estos caminos luego se convierten en mini espacios verdes, que unen espacios verdes más grandes”.

Necesitamos muchos microbios diferentes, y para conseguir esto, necesitamos una variedad de paisajes como franjas medianas, parques y reservas naturales“, comenta Eldridge.

El autor principal, el Dr. Manu Delgado-Baquerizo de la Universidad Pablo de Olavide en Sevilla, asegura que el estudio encontró que los espacios verdes urbanos de todo el mundo son muy similares. “A menudo tienen césped y prácticas de manejo similares, que tienden a homogeneizar los microbios que viven en diferentes ciudades del mundo“.

El estudio internacional es parte de una serie de investigaciones que analizan la importancia de los espacios verdes para la salud de los ecosistemas.

El próximo estudio examinará la importancia de los musgos en los espacios verdes urbanos para apoyar suelos saludables y un hábitat importante para los microbios.

Fuente: Science Advances.

FantasyTienda: Figuras, merchandising, juegos
Cofundador de Fantasymundo, director de las secciones de Libros, Ciencia y Cine/TV. Lector incansable de ficción y ensayo, escribo con afán divulgador sobre temáticas relacionadas con el entretenimiento y la cultura cercanas a mis intereses.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.