Existen pocos juegos de estrategia 4X que sepan llevarnos realmente al mundo donde transcurren. Se quiera o no es algo razonable que sea así, al fin y al cabo, en este género tomamos el papel de tiranos cuasi omnipotentes que controlan y desarrollan una civilización. La mayor parte de nuestro tiempo en estos juegos lo pasaremos entre interfaces, comprobando números e incluso gráficas y viendo mapas estratégicos. Por tanto, es difícil hasta cierto punto estar realmente inmerso en el mundo. Acabamos sumergidos en el juego y las mecánicas en sí, no en la historia o el universo que habitamos.

Endless Space 2 consigue romper esta barrera gracias a una increíble combinación de interfaces bien diseñadas, animaciones, arte y música. Nunca en un juego del género me he sentido tanto parte del mundo en el que estoy tratando de desarrollar mi civilización como en este. He pasado horas perdido en el juego, completamente absorbido tanto por su mundo como por las mecánicas que llegan a un mayor nivel de profundidad cuando lo comparamos a entregas anteriores de Amplitude Studios.

Pero lo primero es lo primero. Voy a explicaros la premisa: Endless Space 2 es un juego de estrategia 4X donde podremos tomar el control de una entre ocho facciones diferentes. Tendremos que hacerla avanzar en diferentes aspectos, pero en general el objetivo es expandirnos por la galaxia y obtener la victoria antes que las demás, lo cual conseguiremos hacer de seis formas diferentes, aunque podemos ajustar esto si queremos una experiencia distinta.

Empezaremos por controlar el sistema natal de nuestra civilización y nos extenderemos a partir de este punto. La exploración es una parte importante del juego, y aunque no me ha resultado tan interesante como en otros juegos (como por ejemplo Stellaris), sí que existe cierta incertidumbre sobre qué clases de sistemas se encuentran ahí fuera, muchos con diferentes anomalías que podrán reportarnos facilidades y recursos o podrán hacernos la vida más fácil o difícil. Aunque cabe destacar que durante mis partidas he encontrado la generación aleatoria de galaxias muy balanceada, nunca me he sentido increíblemente frustrado o contento con el sector donde he empezado la partida.

Pero donde la obra de Amplitude realmente saca músculo es cuando llevamos ya unos turnos a nuestra espalda y tenemos que gestionar cada vez más sistemas y aspectos de nuestro incipiente imperio. Aunque es cierto que ciertas facciones son mejores que otras en diferentes aspectos y tipos de victorias que perseguir, esto no nos cierra a intentar diversos enfoques. Todo está interrelacionado y como aprendí muy pronto en mi tiempo con este juego, sobre-especializarse en algún aspecto puede ser tan negativo como ser un aprendiz de todo y maestro de nada.

Por tanto, tendremos que pensar muy bien cada paso y cada turno que realicemos. ¿Me viene bien colonizar un sistema particular antes que otro para mi economía? ¿Debería construir una mayor flota a costa de no construir mejoras en uno o varios sistemas? Si hay algo que Endless Space 2 hace fantásticamente es convertir cada decisión que se puede tomar o no en un turno en una cuestión de vida o muerte. Más de una vez me he sentido tentado y he pecado de cargar una partida anterior porque se me olvidó realizar cierta acción o tomé una decisión que resultó ser la equivocada.

Algo importante para remarcar estas decisiones, así como nuestra conexión al mundo, son los diferentes eventos que pueden emerger durante la partida. Estos son muy variados y pueden ser individuales a nuestra civilización, de hecho, tendremos una historia principal basada en una serie de eventos, o incluir a varias facciones. La narrativa en estos es interesante generalmente, aunque es cierto que algunos de ellos tenían referencias a elementos de «pop culture» actual que no me han hecho tanta gracia. El humor referencial queda algo seco y fuera de lugar. Pero esto no ha sido algo que haya resentido mi experiencia en general.

Otro elemento muy interesante son los héroes. En Endless Space 2 tenemos diferentes tipos de héroes que se especializan en diferentes funciones. Algunos funcionan mejor como consejeros o «gerentes» de nuestros sistemas, ayudándonos a potenciar ciertos puntos fuertes de estos o a cubrir debilidades, y otros son mejores para cumplir las funciones de un almirante capitaneando nuestras flotas. No podemos elegir cuándo obtenemos un nuevo héroe ni de qué tipo será este exactamente, aunque esto puede influirse. Por tanto, tendremos que hacer de tripas corazón y trabajar con lo que podamos. Nuestros héroes irán obteniendo experiencia con el tiempo, ganando niveles y puntos de mejora con los que podremos acrecentar sus capacidades de diferentes maneras. Asimismo, cada héroe tendrá una nave personal que puede mejorarse.

Y hablando de la mejora de naves, el aspecto militar de Endless Space 2 ha mejorado significativamente con respecto a sus anteriores entregas. Existen dos tipos fundamentales de batalla: especiales y terrestres. Con respecto a las primeras, nuestras flotas tienen un tamaño limitado y por tanto nos veremos obligados a utilizar múltiples flotas. Cada modelo de nave tiene un casco básico al que podremos aplicar mejoras para aumentar ciertos aspectos y dotar de capacidades al modelo. Hay muchas posibles combinaciones que podemos realizar y que tendremos que usar junto a las tácticas de las que disponemos. Las batallas son «sencillas»: según la maniobra elegida de entre las posibles, nuestra flota se dividirá y posicionará de una manera o de otra.

Gracias a estas combinaciones de naves y tácticas las batallas espaciales resultan interesantes, y aunque una fuerza superior tiende a tener una gran ventaja, las posibles estrategias y naves importan si queremos ser una verdadera potencia militar. Además, las batallas espaciales son preciosas y sirven para despejarnos y pensar en nuestros próximos pasos. En lo referente a las batallas terrestres, podremos elegir la composición de unidades «terrestres» y podremos mejorarlas. Aun así, el sistema es bastante más limitado comparándolo a las batallas espaciales y estoy deseoso de ver adónde lo llevarán a partir de aquí.

Pero al final este es un juego de números, gráficas y el «día a día» de nuestro imperio. Sin entrar en la minucia de los diferentes recursos y métricas me limitaré a decir que Endless Space 2 logra mediante un fantástico trabajo de diseño de interfaz presentarnos claramente la información que necesitamos para tomar buenas decisiones. Algunos recursos como los estratégicos pueden tener diferentes usos e incluso pueden venderse en el mercado galáctico, lo cual los hace muy interesantes e indispensables para ciertos estilos de juego.

Otro aspecto a destacar es que nuestra facción no está limitada necesariamente a una raza en particular. En el universo de Endless Space 2 viven múltiples razas y cualquiera de ellas podrá pasar a ser parte de nuestro imperio. Además, existen facciones menores en la galaxia que podremos asimilar obteniendo diversas mejoras, ya sea de manera pacífica o militar. Las razas que asimilemos en nuestro imperio o que comiencen a vivir en él tendrán distintos efectos y podrán tender a políticas variadas.

Y esto nos lleva a otro aspecto muy interesante y novedoso de Endless Space 2: la política. Diferentes facciones empiezan con diferentes sistemas políticos que tendremos la capacidad de cambiar. Tras ciertos turnos, se realizarán unas elecciones y los partidos existentes se enfrentarán por el control. Estos vendrán con mayor o menor fuerza a estas elecciones según las mejoras e investigaciones científicas realizadas, lo que añade mayor profundidad a la noción de qué decisiones tomamos. Además, según los partidos ganadores tendremos acceso a diferentes leyes, que podremos instaurar a cambio de influencia para conseguir determinados beneficios.

Si no eres fan del género y sólo leer este análisis te ha dado algo de jaqueca quiero decirte que lo entiendo. El género de la estrategia 4X no es fácil y es probablemente una de las variedades de videojuegos más complejas. Sin embargo, si estás interesado en esta obra de Amplitude Studios tienes la suerte de que sea uno de los ejemplos más accesibles del género. Aunque es cierto que el tutorial es mejorable cuanto menos, el juego se maneja de forma sencilla y ágil.

Como conclusiones me gustaría destacar el poder de atracción y absorción que tiene este título. Es cierto que quizás no sea uno de los que más me han emocionado o me han hecho sentir, pero sí es uno de esos juegos que mantendré para tiempos en los que necesite simplemente un lugar al que abstraerme para olvidar, relajarme y llevar mi mente a una galaxia lejana, extraña y fantástica.

FantasyTienda: Figuras, merchandising, juegos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.