El pasado año Roca Editorial publicó la novela que hoy nos ocupa. Dado su éxito, en 2018 ha dado el paso a la versión Bolsillo, siendo la utilizada para esta reseña. También podréis encontrar la versión para ebook. Misterio e intriga en una historia tremendamente adictiva y que supone el estreno literario de su autor, el televisivo José Miguel Gallardo.Este extremeño estudió física y meteorología. Empezó como hombre del tiempo en Radio Enlace y Punto Radio Extremadura. Tras su paso por la televisión autonómica de Aragón y por Canal Extremadura, le puso cara a las previsiones en los informativos matinales de Telecinco. Fue en 2009 cuando se incorporó como hombre del tiempo en los informativos de RTVE, uno de los espacios televisivos con más audiencia de nuestro país. 2065 es su primera novela.

Madrid, 10 agosto de 2065. Temperatura mínima: 25,0° C. Temperatura máxima: 46,6º C. 183 días sin llover. El calentamiento global provoca temperaturas altísimas con víctimas por golpes de calor, así como escasez de agua y de fuentes de energía. Un asesor del Ministerio del Cambio Climático, Adrián Salor, recibe la noticia del accidente mortal de su mujer, África, que ha quedado carbonizada en un lugar distinto a donde debía estar. En el funeral, un extraño con una cicatriz se acerca a Adrián, que se sabe vigilado sin identificar a sus perseguidores ni sus motivos. Va al madrileño Templo de Debod para desenterrar una cápsula del tiempo en la que África y él guardaron sendas cartas de amor, pero en lugar de las cartas encuentra una foto que África le ocultó durante demasiado tiempo, y en la que aparece el mismo hombre de la cicatriz. A partir de aquí, una serie de sucesos empujan a Adrián a investigar los entresijos de un poder corrupto que controla el planeta a nivel global.

Tenemos, pues, ante nosotros una trama en la que su protagonista arranca con la cabeza revoloteando en torno a los acontecimientos de la comunicación del accidente de su mujer en la carretera en la Sierra de Madrid. Lo cierto es que África siempre ha estado envuelta en un halo de misterio: aparentes viajes de trabajo, mentiras y ahora aparecer muerta en la Sierra de Madrid cuando él la creía en San Sebastián. La aparición de un misterioso hombre en el cementerio con una gran cicatriz en la cara añade más misterios a la ya de por sí triste situación. La sorpresa que prende la mecha definitiva de esta bomba de relojería de libro viene cuando aparece una fotografía de ambos que Adrián creía desaparecida. Es aquí cuando descubre que alguien está mostrando demasiado interés por él, por lo que empieza a investigar también por su cuenta las pequeñas pistas que ha dejado África y que quizá pudieran dar un poco de luz.

Se nos describe un Madrid en el que no cae una gota de agua desde hace seis meses. Las temperaturas, tanto diurnas como nocturnas, son más elevadas que las actuales, lo cual aprovecha el autor para describirnos una situación harto complicada. Se nota la formación, tanto académica como profesional, del escritor en explicaciones tales como las restricciones de agua, la calidad del agua potable y la necesidad de tener que recurrir a aguas minerales embotelladas procedentes del norte de Europa donde precisamente el problema allí no es la sequía, sino a las inundaciones. Esto es lo que le da una característica especial a esta novela: su base científica en muchas escenas y descripciones.

Como toda novela de ciencia-ficción ambientada en un futuro, en esta ocasión encontraremos las distintas proyecciones que hace José Miguel Gallardo. A modo de ejemplo diremos que los móviles han desaparecido y han sido sustituidos por unas screen glasses, unas gafas con visión de pantalla. También es curioso cómo se dice que navegador Google ha sido sustituido hace un par de décadas por otro más potente de origen chino. El ePaper, un papel digital que sustituye al papel tradicional, y las citadas gafas se han convertido ya en los artículos imprescindibles de esa época. Otro ejemplo de esta ambientación futurística la encontramos en la detallada descripción del aislamiento térmico de los edificios. La lista prosigue…

La novela, en cuanto a su dosis de acción, pasa por una investigación que va a llevar a cabo el protagonista en base a la fotografía que ha encontrado en la cápsula del tiempo. Sin embargo, parte del protagonismo va a ser compartido con los vecinos de Adrián, una pareja que va a ayudar mucho más de lo que os podáis imaginar y Ruy Vidal, alguien muy cercano a Adrián en el Ministerio. La historia se va complicando poco a poco y la investigación que os decía llevará en un principio al protagonista hasta tierras extremeñas.

Como tercera pata de esta mesa, nos toparemos con Eolo, un huracán más grande que la península ibérica y que se prevé impactará contra España tras arrasar Portugal. La fecha está prevista cuando EE.UU., China e India están a punto de firmar un importantísimo acuerdo durante el XXIX Congreso para la prevención del Cambio Climático.

2065 es una historia plagada de corrupción y dobles identidades, muertes atribuidas al cambio climático y secretos ocultos por aquellos de quien más te fías. Ha sido una grata sorpresa descubrir este thriller eléctrico ambientado en un futuro próximo, creíble, bien construido y ambientado en España, que eso siempre es un plus que a muchos nos gusta. El hilo narrativo está empapado de altas dosis de acción con tintes cinematográficos. Todo un proceso de investigación tanto del protagonista como de sus vecinos que colaborarán con él en averiguar qué es lo que se esconde detrás de tanto misterio que se salda con una notable nota desde mi punto de vista. Como telón de fondo, además, tenemos el catastrófico huracán que se acerca a la península ibérica y la magistral descripción (auténtico punto fuerte de la novela) sobre las condiciones climáticas que en esos momentos asolan la Tierra.

Encontraremos las habituales conexiones políticas de alto nivel cuyos tentáculos “como siempre” llegan a todas partes y donde es muy difícil que unos individuos puedan ir contra el sistema o… quizá sí. Me quedo con Mateo y Manjit, la pareja vecina de Adrián, que llegarán a poner en riesgo sus propias vidas. Y cómo no, el lado oscuro lo magnifica el siniestro personaje en la sombra, con su cicatriz y todo. José Miguel Gallardo es cierto que juega con que las piezas parecen no encajar, pero la resolución cumple.

Por último, vaya final; el capítulo 27 es muy bueno, así como interesante el discurso de la página 345. También es de agradecer la estupenda Nota del autor de 2016 que encontraremos en el libro. En conclusión, una recomendable lectura con acción, misterio y, sobretodo, un futuro distópico bien dibujado basado en predicciones reales, lo cual debería hacernos reflexionar.

FantasyTienda: Figuras, merchandising, juegos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.