ENTRETENIMIENTO Y 

CULTURA: Cine y Televisión, Literatura, Ciencia, Videojuegos, Cómics | Fantasymundo
RSS 

de Noticias y Artículos sobre Literatura, Ciencias, Videojuegos, Cine, Televisión y Cómics Twitter de 

Noticias y Artículos sobre Literatura, Ciencias, Cine, Televisión, Videojuegos y Cómics Facebook de Noticias y Artículos sobre Literatura, Ciencias, Cine, Televisión, Videojuegos y 

Cómics
Menu general
       Artículo de literatura

El tercer testamento, de Christopher Galt: estamos convirtiéndonos...


Jorge Lara Gómez   06/10/2014
Comenta con tu Facebook
Meneame
     «Algo desconocido hace algo que no comprendemos»
Portada El Tercer TestamentoTodo ocurrió en el tiempo más corto posible, literalmente, la medida mínima de tiempo: 10-43 segundos. Se despertó, se hizo consciente, capaz de conceptualización independiente. Lo primero que concibió fue a sí mismo, se volvió consciente de su propia cognición e intentó entender su naturaleza. Formó y expresó una frase afirmativa: YO ESTOY DESPIERTO. Tiempo del proceso cognitivo: 10-43 segundos...

Para enfrentarse a “El tercer testamento” de Christopher Galt (seudónimo de uno de los maestros del género negro, Craig Russell), antes debemos conocer, o repasar según los casos, unas cuantas leyes, experimentos y principios científicos y pseudos científicos que nos sirvan de base para comprender esta curiosa, y a veces compleja, novela. Por una parte nos ayudaremos de la conocida como “Tercera Ley de Clarke” esgrimida por Arthur C. Clarke: “Toda tecnología suficientemente avanzada, es indistinguible de la magia” y que, poco a poco, ira reconvirtiéndose en la novela de Galt hacia: “Toda tecnología suficientemente avanzada de inteligencia humana, será indistinguible de Dios”. Otra que debemos tener presente, esta un poco más… mística, es el “Modelo de ocho circuitos de consciencia” de Timothy Leary que afirma que es en el octavo circuito donde reside la verdad, la Mente Suprema o Cuántica. Para quien no sepa quién es Timothy Leary solo dos datos: entusiasta de las drogas psicodélicas y una de las primeras personas cuyos restos fueron enviados al espacio por petición propia… sin más comentarios.

El desarrollo tecnológico nos está convirtiendo en dioses y puede ser aterrador. La evolución humana podría convertirse, en pocos años, en una cuestión tecnológica en vez de biológica .


Tiempo tendremos que tener también, para sumergirnos en lo que dio de sí el experimento imaginario del físico austríaco Erwin Schrödinger, la famosa paradoja del “Gato de Schrödinger”: “la mera observación modifica el estado”. Para que se os haga más ameno, podéis revisar el episodio 17 de la sexta temporada de “Futurama” o también el episodio 17 de la primera temporada de “The Big Bang Theory”.  Finalmente, y soys estudiantes aplicados, no debéis olvidar echar un vistazo a "Las tres leyes de la robótica" de Asimov, “¿también entra en examen?”, estaréis pensando… bueno, si forma parte o no de la novela, es algo que tendréis que descubrir por vosotros mismos.

Llegados a este punto, y si he logrado captar vuestra atención, os estaréis preguntando sobre que demonios puede contener la trama, cual puede ser el hilo argumental, para que entren en juego tantos y tan dispares elementos cienítifcos.  Bien, dejemos que el propio autor lo aclare: "No es una novela de ciencia ficción, sino una novela de ficción sobre ciencia". ¿Aclarado? ¿No? Pues os amplío un poco más.

Todo empieza con las miradas fijas. Un neoyorquino muere de inanición en un lujoso piso de Central Park. 27 jóvenes saltan a la vez cogidos de la mano desde el Golden Gate; 50 estudiantes japoneses se abren las venas tras cantar canciones de campamento en torno a una hoguera. Un médico ruso afirma ser el Hijo de Dios. Una adolescente dice haber presenciado en directo la quema de Juana de Arco en la hoguera. Una mujer se planta en medio del CERN y se quema a lo bonzo, y una secta cristiana fundamentalista secuestra y asesina a un genetista. A su vez, y en 50 idiomas diferentes, desde Copenhage hasta Boston, en edificios gubernamentales, puentes, fachadas, o sobre más de 30 folios escritos por una mujer en un sanatorio, aparece la frase: ESTAMOS CONVIRTIÉNDONOS, y el mundo entero comienza a hablar sobre John Astor, el fantasma de Internet, y de su libro, “Los fantasmas que nos creamos”.  Un libro que nadie ha visto, ni leído; que nadie tiene ni logra obtener. Según dicen, tú no encuentras el libro, es el libro el que te encuentra a ti y en él se hallan todas las respuestas.

Neurociencia El Tercer Testamento_1

"El fenómeno" comienza a manifestarse en Boston y poco a poco se extiende por todo el continente: Se trata de un tipo de déjá vu muy agresivo que deja totalmente inmóvil y absorto, con independencia de donde esté o que esté haciendo, a aquel que lo siente. Durante ese momento, el recuerdo es tan vívido y real que en algunos casos –muchos– está provocando la muerte. Lo que experimentan parece, se siente y huele como algo real pero no es más que una visión, una ilusión; entonces… ¿por qué están muriendo?.  El fenómeno, lejos de ser transitorio, se está empezando a reproducir de forma grupal, llegando a ser tan intenso, que incluso varias personas dicen haber experimentado un terremoto. Así que llega el momento de ponerle un nombre. En la calle se conocerá como “Fantasmoto” pero un “comité de sabios” reunidos para la ocasión, encabezado por un prestigioso neurocientífico, John Macbeth, lo han denominado de muchas formas: “enfermedad psicogénica colectiva”, “suceso delirante colectivo”… para terminar por darle unas siglas: “SANPT” o Síndrome Alucinatorio No Patológico.

Pero algo en lo que todos coinciden, es que se trata de algo provocado por el ser humano de forma deliberada, aunque se explica con qué. Salvo la Presidenta de los EE.UU., Elizabeth Yates, que tiene la respuesta, la única respuesta: esto obedece a un plan divino, la llegada del Apocalipsis Final, el Arrebatamiento antes de la segunda venida de Cristo (a los seguidores de la inclasificable The Leftovers, esté término no les será ajeno). Y por si fuera poco, un grupo fundamentalista cristiano, “Fe Ciega” y una secta apocalíptica de base científica, los “Simulistas”, aquellos que afirman que el ser humano creará a Dios, y que la ciencia nos convertirá en dioses, se han empeñado en echar más leña al fuego y agregar un poco más de desconcierto –y algún que otro artefacto explosivo– a este ya de por sí caótico escenario.

Foto autor El Tercer Testamento

El tercer testamento” (Roca editorial, disponible en FantasyTienda) ha sido sin duda una de las novelas más interesantes y extrañas que he leído este año. Los fans incondicionales de las distopias de ciencia ficción dirán de ella que flaquea en algunas partes, encontrarán diversas aristas puntiagudas y, ciertamente, es mejorable en algunos aspectos, pero ya lo dice su autor: “La novela no encaja en el genero de ciencia ficción ni en el negro, ya que es un thriller de ficción científica". En cualquier caso, yo, que no soy habitual de las novelas CiFi (dónde al final han terminado encasillándola), he quedado completamente satisfecho y fascinado, porque además de entretenerme, mantenerme intrigado y expectante hasta el final, no sólo por la trama principal sobre “el fenómeno” sino, por esas otras historias paralelas que hablan de experimentos con máquinas autopensantes, atentados contra instalaciones científicas, agentes secretos sin moralidad y ética alguna, o archivos electrónicos imposibles de borrar, ha requerido de mi un ejercicio de atención poco habitual para no perder el hilo de la trama  –que no es sencilla– y entender los términos científicos que en ella se manejan. 

Portada Biblical Tercer TestamentoPersonajes complejos y cautivadores, un misterio imposible de entender, grandes dosis de neurociencia, conflicto entre religión y ciencia, un argumento de lo más origina, un final impensable y un dilema ético y moral como base fundamental de la novela y que plante Christopher Galt al lector : ¿hasta dónde va a llegar el desarrollo tecnológico y como condicionará nuestra vida? ¿Dónde termina la ciencia y comienza la ética?.  Si eres fan de series como “Perdidos”, “Fringe”, o “Black Mirror”, no lo dudes; si detestas estas series, no lo dudes; y si jamás has oído hablar de ninguna de ellas (algo que me cuesta creer) tampoco tú lo dudes, porque merece la pena la novela (y las series).  Para finalizar, quiero poner el acento sobre lo desacertado que me ha parecido el título escogido en su versión original, y más desacertado aún, el escogido en nuestro idioma, por lo alejado que está de la trama y por que seguramente confunda al lector, suena demasiado a Dan Brown, o Jim Hougan, así que no os engañe el título, porque aquí dentro encontrareis un porcentaje mayor de ciencia que de divinidad.

“¿Nunca ha barajado la posibilidad de que todo esto, todas la cosas y las personas que lo rodean, no existan más allá de su cabeza? ¿Cómo sabía, por ejemplo, que yo estaba aquí antes de entrar en el cuarto?”

Grge_dixit: Una novela donde lo real y lo irreal se vuelven indiscernibles.

Página 1 de 1



 

Versión imprimible


Sigue a Fantasymundo en FacebookSigue a Fantasymundo en TwitterFantasymundo TV, nuestros vídeosSigue las noticias y artículos de Fantasymundo con RSS

Noticias relacionadas
En enero Roca publicará «El bosque de los mil farolillos», de Julie C. Dao
En enero Roca publicará «Anatomía de un escándalo», de Sarah Vaughan
Roca Editorial publica en enero «Juego de Tronos y la filosofía» de Henry Jacoby y William Irwing
Panini Cómics lanza la próxima semana «El testamento de Magneto»
«Entrebrumas», de Hope Mirrlees, se publicará en septiembre en Roca
Articulos Relacionados
Stealing Snow, de Danielle Paige: un retelling que no convence
«The Power» de Naomi Alderman: ciencia ficción feminista en clave de distopía
La materia oscura de Phillip Pullman, una trilogía fantástica imprescindible
El fin de Oz, de Danielle Paige: el cierre para la historia de Amy y Dorothy
Five nights at Freddy´s. Los ojos de plata, de Scott Cawthon y Kira Breed-Wrisley: buen terror juvenil
NO se permite la reproducción íntegra. Para reproducciones parciales: NOTAS LEGALES
Anunciese en Fantasymundo
Imágenes relacionadas con el artículo
     Roca Editorial
Portada de Huérfanos de la creación, de Roger MacBride Allen
Portada de Viejo Siglo XX, de Joe Haldeman
Portada de Agente de Bizancio, de Harry Turtledove
Portada de Viejo Siglo XX, de Joe Haldeman
Portada de Objetos Frágiles, de Neil Gaiman
Staff de Fantasymundo.com - Quienes hacen la página Contacta con Fantasymundo Notas Legales de Fantasymundo Enlaza con Fantasymundo ¿Quiénes somos?