Como viene siendo ya costumbre desde hace un tiempo en la franquicia LEGO, tras el estreno de la película LEGO Ninjago, el pasado 13 de octubre salió para la plataforma Steam de PC el juego correspondiente a esta nueva entrega de la aclamada saga de construcción. Desde hace años LEGO lleva trayendo ilusión e imaginación a cada una de las casas en las que se pueden encontrar uno de sus productos. Y aunque parecía algo difícil, la reciente era digital no le ha frenado, sino que le ha dado la oportunidad de ofrecer sus productos en otra versión distinta: videojuegos. Y en este título desarrollado por Travelers Tales y TT Games, vuelve a demostrar una vez más que da igual la forma en la que llegue a nosotros, LEGO sigue ofreciendo horas de diversión e imaginación a cualquiera que decida pasar tiempo con uno de sus productos.

En LEGO Ninjago tendremos que encontrar a nuestro ninja interior eligiendo entre los siete protagonistas de la película: Lloyd, Jay, Kai, Cole, Zane, Nya y Sensei Wu. Con ellos deberemos defender la isla en la que vivimos del malvado Lord Garmadon y su ejército tiburón. Para ello tendremos que dominar el arte de los Ninja, corriendo por las paredes, saltando sin parar y luchando contra los enemigos que iremos enfrentando a lo largo de esta aventura. Además, cada uno de los personajes contará con habilidades especiales únicas que nos permitirán no solo avanzar en el juego, sino que cuando desbloqueemos dicho personaje más adelante podremos volver en el modo libre para conseguir todos los misterios y secretos que nos veremos forzados a dejar de lado en más de una ocasión por no jugar con el ninja adecuado en ese momento.

Nos iremos dando cuenta, conforme avancemos en la historia principal, que poco a poco vamos subiendo de rango con diferencia del personaje que estemos manejando o si cambiamos a otro distinto. Esta subida nos permite mejorar nuestras habilidades de combate ninja, las cuales son esenciales para seguir avanzando en el juego y que nuestros enemigos no nos machaquen en el combate.

Como viene siendo común en los juegos de consola y ordenador de la franquicia LEGO, contamos con dos modos de juego: Historia y Libre. En el modo Historia, iremos avanzando por la trama principal con los personajes asignados para jugar en ese momento sin posibilidad de cambio la mayoría de las veces. Sin embargo, en el Libre podremos volver a pasar por los niveles ya superados con todos los personajes que hayamos desbloqueado hasta el momento. Como ya he comentado con anterioridad en el análisis, esto nos permitirá conseguir todos los secretos y misterios del LEGO Ninjago.

Aunque el argumento del título nos promete una aventura divertida, puede ser algo confusa para todos aquellos que no hayan ido a ver la película al cine. Ya que hay muchas escenas repentinas en la que no nos queda claro lo que está pasando, salvo que somos un grupo de ninjas con el objetivo de salvar el mundo. Esto no sería grave si no fuera porque es el único argumento que podemos conocer del juego sin crearnos ningún tipo de spoiler sobre la trama. Además, hay pocas indicaciones de lo que tenemos que hacer en algunas partes, provocando que nos pasemos un rato perdidos sin saber qué hacer o siguiendo recto hasta que salte una escena o un enemigo nos ataque. A todo esto hay que añadirle que es una trama plana sin muchos cambios en el guion y que puede resultar aburrida para los jugadores de mayor edad, ya que principalmente está orientado a los más pequeños.

La duración del juego es extensa, un denominador común en todos los videojuegos de LEGO que se acentúa en la plataforma Steam. Ya que para aquellos que sean coleccionistas empedernidos, no tendrán que conformarse únicamente con desbloquear todos los misterios, personajes y objetos del juego, sino que también podrán dedicarse a desbloquear los logros de Steam, los cuales son numerosos y consiguen sumar abundantes horas a LEGO Ninjago, algo que de base no le sobra.
Este título tiene los gráficos infantiles y coloridos a los que nos hemos acostumbrado que representen la franquicia LEGO, tanto en formato digital como en físico. Aun así, podemos observar el nivel de detalle tanto de los objetos como de los personajes que nos encontremos en cada una de las ocho ubicaciones por las que nos moveremos. Lo que otorga el mayor realismo posible en 3D a lo que no deja de ser una animación infantil que no tiene nada de simple. A todo esto, hay que añadir que las animaciones están igual de cuidadas y cumplen su objetivo de entretener al individuo en los momentos exactos en los que un largo periodo de juego podría llegar a aburrirle.

Si los aspectos gráficos y animados están cuidados, la banda sonora y el sonido no será menos, ya que en todo momento nos sentiremos transportados a una región oriental. Donde las explosiones, gritos y subidas de volumen no serán tan llamativas como para que tengamos que bajar el audio de nuestro ordenador. El control de dichos cambios en el sonido ayuda a que no perdamos el interés ni nos desconcentremos del juego. LEGO Ninjago está totalmente traducido en 13 idiomas, entre los que podemos encontrar el español, inglés, francés e italiano entre otros.

En definitiva, nos encontramos ante otro juego típico de LEGO que no defraudará a los fans de la franquicia, pero que puede llegar a resultar infantil por la trama simple y sin muchos giros argumentales. Aun así, sigue estando a la altura del reto de títulos de la firma y no dejará a nadie con mal sabor de boca.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here