El proyecto busca vincular a las grandes ciudades chinas con sus satélites, y utilizar este tipo de trenes como sustituto del metro, sistema poco implantado en China.

China tiene en mente un espectacular proyecto ferroviario comercial: un tren de levitación magnética con números estratosféricos. La agencia de noticias Xinhua afirmó hace unos días que “una firma china comenzará a investigar y desarrollar un tren de levitación magnética que podrá alcanzar los 600 km/h, y será el más rápido de su estilo en el mundo”.

Según SmartRail World , la Corporación de Ferrocarriles de China, con base en Beijing, está en las fases iniciales del desarrollo de este tren, que utilizaría un tramo de unos 5km de longitud para realizar pruebas. También están desarrollando ahora mismo un tren del mismo tipo pero cuya velocidad punta será mucho menor: unos 200 km/h, y que estaría destinado a recorridos entre grandes ciudades y sus satélites.

La Fuerza Aérea Estadounidense mantiene por el momento el récord absoluto de velocidad en cuanto a sistemas de levitación magnética se refiere, después de que un artefacto impulsado por cohetes alcanzase los 1019 km/h. El año pasado, en la misma liga del proyecto chino del que hablamos y con la misma tecnología de base, un tren impulsado por levitación magnética alcanzó en Japón una velocidad de 589 km/h, destrozando un récord que había permanecido intocable durante 12 años. Pero este tren no estará listo para su uso comercial hasta 2027, debido a temas de infraestructura y los costes de los tramos más largos.

Si un país puede crear una red extendida de trenes de levitación magnética en su territorio, es precisamente China, con su extensión y sus menores costes de producción. El proyecto de tren electromagnético que se completó en 2010 entre Shanghai y Hangzou, fue el segundo proyecto público más grande de la historia, tras la Autopista Interestatal estadounidense.

Lei Jiamin, presidente CRMT, afirmó hace poco que más de diez ciudades chinas están planificando recorridos de impulsión electromagnética, como Changsha, Qingdao y Beijing. El proyecto busca vincular a las grandes ciudades chinas con sus satélites, y utilizar este tipo de trenes como sustituto del metro, sistema poco implantado en China.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here