ENTRETENIMIENTO Y 

CULTURA: Cine y Televisión, Literatura, Ciencia, Videojuegos, Cómics | Fantasymundo
RSS 

de Noticias y Artículos sobre Literatura, Ciencias, Videojuegos, Cine, Televisión y Cómics Twitter de 

Noticias y Artículos sobre Literatura, Ciencias, Cine, Televisión, Videojuegos y Cómics Facebook de Noticias y Artículos sobre Literatura, Ciencias, Cine, Televisión, Videojuegos y 

Cómics
Menu general
       Artículo de comics

Solos volumen 4: ¿Volumen de transición o cambio de argumento?


Francisco Javier Illescas   23/10/2016
Comenta con tu Facebook
Meneame
     La sensación de que Solos va a evolucionar como la serie Perdidos se me acentúa. Tras leer este tomo me he quedado más perdido de lo que estaba. ¿Comenzará a aclararse en próximos tomos?
Solos 4Y… Sí, amigos lectores. Me he quedado más perdido que antes. Dejamos el número anterior con un ejército de muchachos albinos misteriosos vestidos de romanos que se llevan a los muchachos de Fortville tras huir de los muchachos zombies . Hasta ahí, todo bien. Sin embargo, al coger este tomo cuarto me dije: “Bien, ahora sabremos qué son los misteriosos, lo que significan las familias esas que comentaba Iván y empezaremos a ver la luz al final del túnel”.
   
Bueno, pues va a ser que no.
   
Arrancamos en un lugar llamado “Neosalem”, que parece una antigua ciudad romana. Es decir, acaban de salir de Fortville y, de repente, aparecen ahí, en medio de una sociedad dividida por castas, y cada uno está identificado como perteneciente a una de esas castas por un número que llevan pintado al cuello.
   
De hecho, la caravana de niños de Fortville son conducidos por una serie de soldados numerados con un “6”. Sin embargo, separan a Saúl y se lo llevan, puesto que piensan que es una especie de “mesías del bien”. En este punto descubrimos que en el mismo grupo de Fortville hay otro chaval que se supone  que es el “mesías del mal”. Mientras, a nuestros protagonistas les indican que, para poder ingresar a una de las siete familias de “fundadores” (la octava es de parias), habrán de salir victoriosos de una serie de juegos gladiatorios en los que tendrán que superar un circuito de obstáculos peligrosos para, después, pasar a una prueba libre a su elección.
   

Solos 4

Todos pasan las pruebas para entrar en la séptima familia salvo Terry, Leila, Dodji, el niño enmascarado y la pequeña Celia. Pero… ¡Si algunos han pasado las pruebas y Celia es un bebé! Bueno, es que hay otro factor: los postulantes han de pasar una especie de entrevista personal ante una reliquia que reacciona, se supone, ante el mal. Se trata de una suerte de brazo incorrupto que se crispa ante la presencia del maligno. Y reacciona de distintas maneras ante los cinco elegidos, especialmente en el caso de la pequeña Celia, cuya suerte será ser inducida a un coma profundo en la llamada “sala blanca”, en la que reposan en un sueño ininterrumpido los servidores de las últimas familias (hasta la decimoquinta), que se suponen que sirven a la causa del mal. El resto serán asignados a la octava familia, la de los parias.
   
Solos 4La clasificación parece que obedece a la sensibilidad a una especie de poder. A mayor sensibilidad, mayor nivel. O, al menos, así se lo explican a Saúl, al que demuestran que, efectivamente, posee ese poder.
   
Mientras, se nos presentarán a algunos personajes secundarios, como Aquiles, una especie de líder militar que ascendió con rapidez y que es encargado de vigilar y mantener a Dodji bajo control, así como veremos cómo Alejandro, uno de los “albinos misteriosos” ha sido degradado a la octava familia por, se supone, haber ayudado a aquellos entre los que se encuentra el “mesías oscuro”.
   
Obviamente, la pandilla no está conforme con el resultado, y solicita un nuevo juego gladiatorio que, parece ser, es la única manera de salir de la octava familia. Para ello habrán que enfrentarse a un equipo de “octavos” en un peligroso juego de “atrapar la bandera”… Y hasta aquí voy a leer. Simplemente os diré que, tras ese juego, Dodji toma la decisión de escapar rumbo a las montañas, en las que cree que encontrará respuestas.
   
Como siempre, habrá acción a raudales, muerte y… Cosas raras.
   
En fin, que he acabado un poco decepcionado por esta última entrega, pese a que se mantiene la calidad gráfica y que la historia se sigue relativamente bien.

El dibujo se mantiene a un nivel altísimo y detallado y la historia, pues bueno… se puede leer. Y se mantiene a un nivel lo suficientemente simple como para que lo siga un lector joven que, por otra parte, es el público objetivo de esta serie, el lector adolescente. De hecho, lo que mantiene el ritmo en las dos historias (tomos ocho y nueve de la edición francesa) son las continuas escenas de acción: los juegos gladiatorios, la lucha de Dodji por escapar de la rigidez de este sistema y su intuición sobre escapar a las montañas, la persecución de los prófugos, la dispersión del grupo, el alud… Acción, acción y más acción, pero… No muchas respuestas.
   
Solos 4Vale, que sí, que al principio y de manera muy gradual (y me atrevería a decir que superficial) nos enseñan algo sobre las cinco familias, pero… ¿De dónde vienen esas familias realmente? ¿A qué se debe esa clasificación? ¿De dónde viene ese brazo amojamado y qué significa de verdad? ¿Qué ha pasado entre que escaparon de Fortville y han llegado medio prisioneros a “Neosalem”? ¿Qué es esa “guerra” que se avecina y para la que acumulan armamento y munición? ¿Cómo es posible que estos niños, de repente, conozcan disciplinas tales como la medicina quirúrgica y el pilotaje de aeronaves? ¿De dónde sale el tal Melchor, alias “maese loco”, que ha surgido como una seta de la nada y parece haber tenido que ver con la quinta familia? ¿Y ese tal Toussaint, que parece un minimilitar fanático y desfigurado? ¿Cómo es posible que el gran grupo que salió de Fortville se vea de nuevo reducido a su mínima expresión –la pandilla protagonista-?
  
  ¡Ah! Y no olvidemos las dos páginas de bocetos, pruebas y diseños de personajes del mismo Bruno Gazzotti.
   
Pienso que, tras dos tomos muy interesantes, el primero  y el segundo; y uno más transicional que presagia el final de un primer ciclo, el tercero ; la aparición de un cuarto tomo transicional que, además, debería ser el principio de un segundo ciclo, da la impresión de que, o bien no se ha medido bien la intensidad del ritmo argumental en la serie, o que se está alargando deliberadamente para maximizar el rendimiento económico de esta serie. Esperaba más.
   
Solos 4Luego está lo que ya he comentado antes: la anacrónica madurez de los niños, sobre todo en los considerados líderes, cuyas mentes tienen poco de infantil. Vale, de acuerdo, aceptamos barco en tanto y cuanto se deja claro en la historia que de niños sólo tienen la apariencia, puesto que llevan muchísimos años allí, pero da la impresión de una ruptura del equilibrio visual.
   
No obstante, he disfrutado de la lectura de este álbum, pero sigo pensando que tanto Vehlmann como Gazotti deberían ser menos cautos en cuanto a la trama y empezar a ofrecer respuestas al lector. ¡Casi todo en estos cuatro tomos son incógnitas! Respuestas, señores, empezamos a querer respuestas. Pero, eso sí: tantos interrogantes presagian un final denso y explosivo.
   
En fin, pese a la falta de revelaciones, a pesar del decaimiento de la historia, este tomo de 112 páginas en cartoné sigue resultando adictivo. Y estoy convencido de que no hemos terminado de sacar lo mejor de ella. Pero, si no comienza a dar respuestas al lector, es posible que el interés decaiga.
   
¡Espero lo mejor en el quinto tomo!

Página 1 de 1



 

Versión imprimible

NO se permite la reproducción íntegra. Para reproducciones parciales: NOTAS LEGALES
Colabora con Fantasymundo
Imágenes relacionadas con el artículo
     Dibbuks
Presentación en Valencia de Heredero de la Alquimia, de David Mateo
Presentación en Valencia de Heredero de la Alquimia, de David Mateo
Presentación en Valencia de Heredero de la Alquimia, de David Mateo
Presentación en Valencia de Heredero de la Alquimia, de David Mateo
Presentación en Valencia de Heredero de la Alquimia, de David Mateo
Staff de Fantasymundo.com - Quienes hacen la página Contacta con Fantasymundo Notas Legales de Fantasymundo Enlaza con Fantasymundo ¿Quiénes somos?