ENTRETENIMIENTO Y 

CULTURA: Cine y Televisión, Literatura, Ciencia, Videojuegos, Cómics | Fantasymundo
RSS 

de Noticias y Artículos sobre Literatura, Ciencias, Videojuegos, Cine, Televisión y Cómics Twitter de 

Noticias y Artículos sobre Literatura, Ciencias, Cine, Televisión, Videojuegos y Cómics Facebook de Noticias y Artículos sobre Literatura, Ciencias, Cine, Televisión, Videojuegos y 

Cómics
Menu general
       Artículo de literatura

Breithz (La Leyenda De Leureley II), de Elba de Cus, Elena Montes y Roberto Redondo


Eidián   25/06/2013
Comenta con tu Facebook
Meneame
     Estamos ante un buen libro de tránsito, necesario para lo que ha de venir y que promete grandes aventuras y decisiones cruciales.
Portada de Breithz (La Leyenda De Leureley II), de Elba de Cus, Elena Montes y Roberto RedondoPensaba yo el otro día, mientras salía de casa huyendo del dibujo técnico, las matemáticas y la asignatura de empresa (¡tarde he recordado porque dije en su día que iba a estudiar una carrera técnica Rita la Cantaora!), que no hay nada mejor que reencontrarse con los viejos amigos para pasar un buen rato, lejos de las preocupaciones habituales de este mundo puñetero. Cuándo, además, reflexionas así con un marianito en la mano, bajo un buen toldo, en un día brillante y azul de primavera llegas a pensar que debe ser cierto, que la felicidad existe… aunque solo sea en dosis pequeñas.

Algo así fue lo que sentí también cuando llegó a mis manos el nuevo libro del buen amigo Velkar, perdón, quise decir el señor Roberto Redondo, realizado mano a mano con sus colaboradoras ya mayores de edad, Elba de Cus (ilustradora insigne en ciernes) y Elena Montes (¿¿Estudiar economía y empresariales?? Ay, no sabes que dolores de cabeza te va a dar eso…). El libro en cuestión es el segundo volumen de la saga La leyenda de Leureley se titula “Breithz” (Kelonia, 2012, disponible en FantasyTienda). Ya antes me había deleitado con el primer título de la saga, “Gales” (Atlantis, 2010), y sus amenas 400 páginas, que me dejaron con ganas de saber más sobre la tierra de Phyrium, la evolución de la guerrera Gales, las charlas de Fleips o el camino de los Altos Magos. Lo cierto es que Velkar, perdón, Roberto y su compañía ya tenían la mitad de la campaña hecha a su favor y el nuevo libro no me ha decepcionado en absoluto, al contrario, ha demostrado una gran evolución en forma y estilo sobre su predecesora con una temática que sigue girando alrededor de la lucha entre el bien y el mal, la luz y la oscuridad, y que vuelve a ser tan interesante y plena como en el volumen anterior.

En primer lugar, y antes de pasar a mayores profundidades, quiero destacar lo que es el libro físico en sí que creo que aporta una absoluta mejoría especto a su predecesor editado por Atlantis. La cubierta, realizada en esta ocasión por IrukoArt, nos presenta al personaje central de este libro, el adolescente Breithz, y resalta tanto por su buena definición como por los colores y el satinado. Por poner un pero, mientras los personajes en segundo plano son muy expresivos e interesantes en sus formas, a Breithz parece que le acaban de sacar un foto para el DNI y, visto lo que ocurre en el libro, creo que se debería haber reflejado mejor su atormentado mundo interior. No quiero olvidar entre los méritos de la cubierta la doble solapa (como en el anterior libro) y en donde vemos el rostro de los autores (aunque Roberto ha elegido una foto tan oscura que apenas se le ve; un autor que quiere permanecer en el anonimato, vaya, vaya).

Este libro se abre bajo una atmósfera opresiva y se cierra de igual manera, en medio de terribles incertidumbres y desoladoras circunstancias.

Que la editorial ha apostado por la calidad en la publicación no se aprecia tan solo en los detalles exteriores sino también en el interior que rezuma buen hacer con ese mapa inicial a todo color y los dibujos de inspiración entre celta y medieval que adornan todos los comienzos de capítulo y buena parte de sus finales. Los números de página, la anchura de la hoja, los espacios, las letras capitales iniciales… todo facilita y apoya la lectura del texto que se hace mucho mas amena y menos ardua que en el libro anterior donde la edición era correcta sin más.

Dicho esto, ahora toca ocuparse del texto. Hay que destacar que el estilo ha mejorado mucho respecto al anterior, tanto en claridad como en ligereza; quiero decir que el estilo recargado y mítico, que a veces lastraba un tanto el contenido narrativo, se ha refrenado bastante en esta segunda entrega y aunque no ha desaparecido, sobre todo en la forma de expresarse de los personajes, si que ha sido matizado aportando más legibilidad a lo narrado. Han desaparecido las reiterativas dobles y triples admiraciones que tanto daño me causaban a la vista y, en definitiva, toda la puntuación ha mejorado. También se nota una gran contención en los calificativos, sobre todo a la hora de caracterizar a los personajes malvados que han dejado de ser execrables, infames y despreciables en el mismo párrafo aunque aún se encuentra perlas de buen exceso como esta del prólogo:

La sangre pútrida de los kretor se extendía como manantial de agonía sobre el sucio suelo del local”...

…donde casi nos entran ganas de escupir sobre ese suelo ahora sucio, pútrido y agónico. Pero, frente al otro libro, este tipo de frases son más una excepción que una regla lo cual resalta la madurez estilística a la que han llegado sus autores.

Roberto Redondo de Paz (Velkar)En cuanto a la trama, esta nos sorprende agradablemente por su lógica continuidad respecto al libro anterior, pese a la diferencia temporal de 12 años, y por la introducción de nuevos personajes de gran calado tanto en esta continuación como en el previsible futuro. A este respecto destacar el fantástico resumen que los autores proporcionan nada más abrir el libro y que en seis páginas muy bien resueltas nos ponen al día de los acontecimientos que hubiéramos podido olvidar de una publicación a otra. Veremos ahora si yo soy tan buena.

En el primer libro el lugarteniente del malvado Saurk, Dargok el maldito, secuestra a Kyntark, primogénita de Erion, el adalid de la estirpe de los Héroes. Tras la caída de Phyrium y su capital, la hermana de Kyntark, Gales, parte en su busca para evitar el fin de ese mundo. Mientras, Kyntark concibe sin desearlo a un hijo de Saurk y se enamora de su captor y guardián, el elfo oscuro Nagaroth. Para no alargarnos y dejar que el futuro lector descubra el verdadero desenlace final del libro, decir que finalmente Kyntark es dada por muerta mientras Gales y sus compañeros logran salvar al niño que se convierte en futuro heredero de las dos joyas mágicas que rigen los destinos de esa tierra, el benigno Leureley y el maligno Larigni.

La historia del segundo libro comienza, como ya se ha dicho, 12 años después de estos acontecimientos, con unos personajes más maduros, sobre todo en los casos de Fleips y Gales, aunque la trama girará principalmente en torno a Breithz, el díscolo y rebelde hijo de Kyntark, y Fleips, cuyo elevado destino es al fin revelado… en gran parte. Como en el libro anterior la buena combinación de tramas sigue siendo la gran baza del libro así como la definición de los personajes. Breithz, el gran protagonista, aparece desde su primera aparición como un muchacho de buen fondo pero bastante consentido y, sobre todo, bastante insatisfecho del rol que desempeña en ese momento. A este respecto destacaría la escena en que Breithz, después de escaparse de la tutela de Gales, se enfrenta a su padre Saurk, escena en la que los sentimientos, esperanzas y frustraciones de los dos antagonistas son puestos magníficamente de relieve. Es por ello, por el contrario, que resulta un poco decepcionante que la gran elección de Breithz en la historia se resuelva de una manera un tanto precipitada y sin una descripción detallada de las razones que conducen en derechura a su resolución final. Todo se resuelve con unas pocas frases para llegar al gran desenlace y no debería ser así. Me recuerda un tanto a lo que sucedía en el primer libro con el viaje final del mago Velkar que estaba próximo a las últimas páginas del libro y que se obviaba en un simple párrafo. Es una lástima que los autores vuelvan a caer en el mismo error de ver tan cercano el desenlace final que abrevian escenas que ahondan en el desarrollo de la trama y le dan más entidad, sobre todo teniendo en cuenta el calado que tiene para el futuro de la saga la decisión de Breithz.

Y es que, mientras Breithz elige, Fleips, tras descubrir a una nueva raza de elfos y reunirse con sus aliados de la Furtiva Resistencia, marcha a evitar que una extraña construcción permita al mal invocar a la desaparecida raza de los dragones. En ese empeño recuperará la ayuda de Nagaroth y un buen amigo se sacrificará para que todo llegue a buen fin.

Elena Montes

La trama, que no pierde un ápice de interés, se ve salpicada de buenas descripciones del paisaje de Phyrium, un tanto desolador por las circunstancias de opresión bajo el mal, pero enriquecedoras por como aumentan nuestros conocimientos de ese mundo. Un nuevo acierto respecto al primer libro que quizás pecaba de alguna falta de pasajes descriptivos. Lo cierto es que este libro se abre bajo una atmósfera opresiva y se cierra de igual manera, en medio de terribles incertidumbres y desoladoras circunstancias… aunque siempre hay que dejar un resquicio para la esperanza como lo demuestra el final y ese epílogo inesperado y muy bien elaborado que parece prometer cambios radicales en el desarrollo de la trama futura.

En resumen, estamos ante un buen libro de tránsito, necesario para lo que ha de venir y que promete grandes aventuras y decisiones cruciales y, sobre todo, un total cambio de tornas frente al mal. Otra vez me quedo con ganas de más, lo cual es muy de agradecer por otra parte.

Y, como ya dije antes en otro lugar mi buen Velkar, que el Destino y la Diosa nos vuelvan a reunir en lugares prósperos y amenos… como el próximo libro de la saga, por ejemplo.

Página 1 de 1



 

Versión imprimible

NO se permite la reproducción íntegra. Para reproducciones parciales: NOTAS LEGALES
Colabora con Fantasymundo
Imágenes relacionadas con el artículo
portada el rey trasgo
foto alberto moran roa
portada el rey trasgo_2
separador rey trasgo
separador rey trasgo_2
Staff de Fantasymundo.com - Quienes hacen la página Contacta con Fantasymundo Notas Legales de Fantasymundo Enlaza con Fantasymundo ¿Quiénes somos?