ENTRETENIMIENTO Y CULTURA: Cine y Televisión, Literatura, Ciencia, Videojuegos, Cómics | Fantasymundo
RSS de Noticias y Artículos sobre Literatura, Ciencias, Videojuegos, Cine, Televisión y Cómics Twitter de Noticias y Artículos sobre Literatura, Ciencias, Cine, Televisión, Videojuegos y Cómics Facebook de Noticias y Artículos sobre Literatura, Ciencias, Cine, Televisión, Videojuegos y Cómics
Menu general
Aviso de cookies
       Artículo de videojuegos

Inazuma Eleven GO


 Nintendo NDS
Felix Armero   03/05/2012
Comenta con tu Facebook
Meneame
     Tras el éxito cosechado por el primer Inazuma Eleven, el Raimon vuelve al mundo del fútbol, en esta ocasión para salvar nuestro planeta de un grupo de alienígenas futboleros ¿serás capaz de llevar a Mark y sus compañeros nuevamente a la victoria?
Seguramente la idea de una mezcla entre RPG y juego de fútbol resultaría bastante extravagante e incluso para algunos imposible de llevar a la práctica por su absurdez. No obstante, cosas más raras se han dado en el mundo de los videojuegos, como la de meter a Cloud Strife y al pato Donald en un mismo juego o derrumbar torres con pájaros, dos ejemplos que han triunfado en el mundillo. El caso que nos ocupa es Inazuma Eleven, un videojuego y un manga y un anime basados en él (no al revés, como suele pasar) que podría definirse como una mezcla de Oliver y Benji con Dragon Ball Z. Esencialmente, se trata de un juego/manga/anime de fútbol donde los jugadores emplean técnicas tan destructivas como imposibles para robar el balón al contrario o marcar gol.

Con esta premisa, Inazuma Eleven se ha convertido en todo un ídolo de masas en los más jóvenes (e incluso entre los no tan jóvenes) con merchandising infinito, un anime que lleva ya tres temporadas y lleva en marcha una cuarta y cinco juegos en el mercado: tres partes para Nintendo DS, una para Nintendo 3DS y otra, desligada de la historia, para Wii, más centrada en el fútbol y el multijugador que en la historia. Por desgracia, esto sólo ha sido en Japón, en Europa nos hemos tenido que contentar, de momento, con la primera parte, que llegó a finales de enero del año pasado y con la segunda parte, que es la que ahora nos ocupa. Este Inazuma Eleven 2, al estilo de los juegos de Pokémon, nos llega en dos versiones: tormenta de fuego y ventisca eterna. 

Inazuma Eleven 2Inazuma Eleven nos narra la historia de un alegre y enérgico chaval japonés llamado Mark Evans, capitán de un equipo de poca monta del instituto Raimon, tan insignificante, que los directivos del mismo estuvieron a punto de hacerlo desaparecer. Por suerte para Mark (y nosotros) se le brindó la oportunidad de salvar su honor si era capaz de vencer a un equipo de elite llamado Royal Academy. Gracias al esfuerzo y tesón de Mark y sus compañeros, lograron vencer en el importante torneo de Fútbol Frontier, ganando una fama sin igual que les precede en esta segunda parte. Tanto el juego como la serie se basan, además de en los partidos, en el desarrollo de Mark y su variado grupo de compañeros, además de otros personajes importantes como los entrenadores y las tres chicas manager que les acompañan a los partidos.

Esta segunda parte tiene lugar, como no, después de que el Raimon ganase el Fútbol Frontier, ahora, el equipo se enfrenta a una amenaza que está destruyendo los institutos de Japón. Esta es nada más y nada menos que unos alienígenas de aspecto humano que, en vez de abducir gente con platillos volantes o vaporizarlos usando trípodes gigantes, están desafiando a los equipos de los institutos a partidos de fútbol, arrasando sus centros docentes si estos pierden o se niegan a jugar. Por supuesto, el Raimon se enfrenta a ellos cuando amenazan su propio instituto, siendo fácilmente derrotado por ellos y su querido centro arrasado hasta los cimientos.

Este argumento, que cualquiera que no haya oído hablar del juego podría pensar que es bastante absurdo (de hecho, lo es), está sorprendentemente bien llevado. Sobre todo gracias a una impresionante introducción, que nos pone rápidamente en escena sin medias tintas de por medio, donde comprenderemos el alcance de la amenaza alienígena. Por supuesto, en el juego conoceremos a nuevos personajes, como son Shawn Froste, un legendario delantero de doble personalidad en el sentido más literal de la palabra al que buscaremos en un capítulo del juego o Victoria Vanguard, la hija marimacho amante del fútbol del primer ministro, que se convertirá en el primer jugador del sexo opuesto del Raimon. 

Inazuma Eleven 2Lo interesante del juego, claro está, reside en los partidos. Usaremos a nuestro equipo del Raimon y nuestro objetivo será derrotar a los alienígenas, pero antes tendremos por delante una gran cantidad de partidos que superar, ya que el Japón de Inazuma Eleven está a rebosar de fanáticos del fútbol que siempre están dispuestos a desafiarnos. Hay de dos tipos: las pachangas y los partidos de once contra once. Las pachangas vienen a ser el equivalente a los enemigos normales en cualquier juego de rol y consisten en partidos rápidos de cuatro contra cuatro (el portero y tres jugadores más) donde habrá que superar objetivos rápidos, como son marcar un gol o quitarle el balón al equipo contrario. Estas son bastante sencillas y aleatorias, nos pueden “atacar” con pachangas en cualquier momento del juego (incluso en medio de la nieve) e incluso se puede escapar de ellas. Los partidos son otro cantar y son el centro del juego, donde lucharemos con once de nuestros jugadores contra once rivales, teniendo que distribuir a nuestros fichajes en defensas, centrocampistas y delanteros, amén de distribuirlos por el campo vía stilus.

Jugar es muy sencillo, trazando líneas con el stilus indicamos a los jugadores a dónde deben ir, aunque se mueven solos y se dirigen automáticamente al contrario que lleve el balón. Cuando uno lleve el esférico, puede pasarlo a otro si le tocamos con el lápiz y se chuta tocando la portería, también con el stilus se eligen opciones e incluso se usa para mover al personaje por el mapa, fuera de los partidos. Los botones son prácticamente anecdóticos, pueden usarse para moverse en el mapa y el menú, cosa que también se hace, e incluso mejor, con el stilus. Un juego 100% táctil que usa las funcionalidades de Nintendo DS a la perfección, sólo falta poder gritar gol por el micrófono.

Hasta ahora parece un juego de fútbol más, sin embargo, lo que diferencia a Inazuma Eleven de otros juegos del tipo, como ya se ha dicho, es la curiosa mezcla que ofrece entre el deporte rey y juego de rol. Esto se ve en los jugadores, cada uno tiene un perfil de estadísticas que influyen en el desarrollo de los partidos, tales como velocidad de desplazamiento, capacidad para conservar y conducir el balón, fuerza para arrebatárselo a los contrincantes y defensa para mantenerlo cuando nos lo intenten quitar, así como capacidad de tiro a la hora de chutar a puerta. Estas estadísticas tienen un número, al más puro estilo de los juegos de rol estratégicos, y van subiendo conforme el jugador alcanza nuevos niveles consiguiendo experiencia. Esta, como no, se consigue ganando partidos y pachangas, siendo estas últimas una opción poco recomendable porque la experiencia obtenida es prácticamente nula, aunque puede conseguirse más jugando bien y consiguiendo algunos puntos extra. 

Inazuma Eleven 2

A la hora de jugar, como no, el objetivo es marcar goles, pero Inazuma Eleven hace que los partidos sean únicos. Tanto para regatear, como robar el balón, marcar goles y pararlos, todos los jugadores pueden acceder a las supertécnicas, que es el equivalente a las “magias” en los RPG. Cada vez que dos rivales se encuentren o un jugador intente marcar gol, la pantalla se parará y tendremos que decidir qué hacer, si regatear, robar o chutar normalmente o usar una supertécnica, si se posee. Estas son vistosos ataques mucho más potentes que las jugadas normales que nos permitirán, por ejemplo, multiplicar la imagen de nuestro jugador para confundir al rival, embestirle a toda velocidad, crear tornados que se lo lleven volando, hacer aparecer una mano gigante para que coja el balón, hacer emerger una torre gigantesca del suelo y luego soltarle un rayo al oponente desde lo alto o invocar un dragón y lanzarle un chut al portero en forma de rayo de energía estilo Kame Hame Ha. Al igual que en todo RPG, estas magias consumen PM (puntos tácticos para la ocasión) no pudiendo realizarlas cuando nuestro jugador no disponga de suficientes.

También hay que hablar de los talentos, habilidades innatas de algunos personajes que les darán efectos beneficiosos en los partidos, como mejorar las estadísticas si nuestro equipo va ganando o perdiendo o tener más probabilidades de éxito al hacer las supertécnicas. Asimismo, los jugadores aprenden talentos y técnicas nuevas subiendo de nivel, cada uno puede aprender hasta cuatro. Hay que mencionar que, al uso de los RPG, cada jugador, además de cada supertécnica, posee un elemento de entre cuatro: aire, bosque, tierra y fuego, que siguen un sistema de piedra, papel o tijera al estilo del triángulo de las armas de Fire Emblem, por lo que una determinada supertécnica será más efectiva si se usa contra un jugador de un elemento contrario (por ejemplo, fuego puede a bosque, pero pierde ante tierra). Además, al estilo del concepto de STAB en la saga Pokémon, la supertécnica de un jugador tendrá más poder si coincide con su elemento. 

Inazuma Eleven 2Si dos rivales se encuentran en el campo o un jugador intenta chutar, se producirá un enfrentamiento, que se solventará atendiendo a la estadística del valor, cuanto mayor sea, más posibilidades hay de robar el balón a un contrario o de evitar que nos lo birlen. Haciendo una supertécnica se gana siempre al rival si este no hace ninguna, además, si nuestro jugador y el oponente hacen una al mismo tiempo, se enfrentarán las dos. Otros valores, como el de la rapidez, hace que nuestro jugador corra más rápidamente o esquive mejor a los que traten de bloquearle, o el del control, cuanto más tenga el jugador, mejor coge el balón cuando se lo pasan y se desplaza con él. También hay que echar un ojo a los puntos de energía, algo así como los puntos de vida de los RPG, que se agotan cuando se hacen acciones y que harán a nuestro jugador correr más despacio cuantos menos tenga. Hay que destacar una última particularidad de los partidos: el furor, un modo especial que puede activarse una vez por partido y no sólo hará a los jugadores más fuertes, sino que sus supertécnicas gastarán menos. Para usarlo sólo hay que mantener pulsado L y, evidentemente, el rival también puede usar el furor, por lo que será mejor no malgastarlo.

Una de las cosas de las que presume el juego es de la elevada cantidad de jugadores que pueden reclutarse y ciertamente son muchos, un total de 1500, frente a la primera entrega, que ponía a nuestra disposición 500 menos. Estos se consiguen de muchas maneras, algunos forman parte de la historia, otros pueden ficharse de equipos de fútbol a los que nos hayamos enfrentado y vencido, también se pueden conseguir ojeando, introduciendo una serie de características y dejando que nuestro antiguo entrenador nos busque uno adecuado o bien introduciendo el nombre en concreto de algún jugador. También se pueden adquirir aliados de forma más concreta localizándolos en la zona de contactos, un tablero de jugadores que se irá abriendo conforme vayamos realizando reclutamientos.

Una vez se haya localizado al jugador en cuestión, habrá que ir a buscarlo a donde nos indiquen para hablar con él y convencerlo para que se nos una, lo cual puede hacer de buen grado o bien hacernos jugar una pachanga para convencerle de lo buenos que somos. Cuidado con esto, los jugadores más raros del juego nos desafiarán a pachangas con condiciones muy, muy concretas y difíciles. A todo esto puede accederse desde la caravana Inazuma, nuestra base de operaciones, de una forma muy simple y rápida. Para reclutar jugadores se necesitan puntos de amistad, que se consiguen en pachangas y partidos. 

Inazuma Eleven 2Otros aspectos roleros de este Inazuma Eleven es el hecho de contar con objetos que nos devolverán energía y táctica, que incluso pueden encontrarse dentro de cofres, así como equipaciones deportivas, en forma de pulseras y zapatillas, que podremos conseguir en tiendas, comprándolos con puntos de pasión (equivalente al dinero). Estos puntos pueden gastarse también en tiendas de supertécnicas en libros que enseñarán a nuestros jugadores ataques nuevos, que se pondrán en las dos ranuras adicionales de supertécnicas que tiene cada personaje. Los puntos de pasión se pueden gastar también en entrenamientos especiales, que son puntos señalados por el icono de un rayo en el que, previo pago en puntos de pasión, aumentarán una estadística determinada, hay quince de estos puntos distribuidos por todo el juego y cada uno sube una. Hay que destacar, asimismo, que sólo estarán disponibles a partir de un determinado momento de la historia.

Con respecto al primer Inazuma Eleven no hay demasiadas novedades, las más sonadas son los tiros largos, además de determinadas supertécnicas de disparo, que pueden efectuarse desde muy larga distancia y la posibilidad de bloquear un cañonazo enemigo si interponemos en medio un jugador que posea alguna supertécnica que permita bloquear (los que puedan hacerlo tienen una B al lado de su nombre) el ejemplo más claro es Jack y su técnica El Muro. También la zona de juego se expansionará, en el primero nos limitábamos a Tokio, pero en el segundo nos recorreremos toda la geografía japonesa mientras perseguimos a los alienígenas. Otra novedad sonada es que Inazuma Eleven 2 rompe una lanza a favor de la igualdad de géneros en el fútbol, pudiendo reclutar por primera vez en la saga jugadoras, empezando por Tori Vanguard y siguiendo por las chicas de los equipos rivales o nos encontremos buscando contactos. Sin embargo, nos encontraremos con bastantes más jugadores masculinos, sobre todo porque vienen de la primera entrega. Aunque la inmensa mayoría de jugadoras, al igual que los jugadores masculinos, dejan bastante que desear, siempre viene bien llevar alguna con el talento Femme Fatale, que hace que las supertécnicas tengan mayores probabilidades de éxito si se usan contra chicos, sobre todo porque hay muchos más que chicas.
Básicamente, uno de los defectos del juego es ese, si bien hay 1500 jugadores, una gigantesca mayoría es más bien olvidable, especialmente los que sólo se consiguen ojeando o en el mapa de contactos, además, pese a que el juego hace su mejor esfuerzo por no poner dos jugadores iguales, muchos no dejan de ser refritos de otros. Aparte, el equipo oficial del Raimon es tan fuerte y equilibrado que el juego puede terminarse perfectamente sin siquiera reclutar a nadie, salvo los obligatorios por el argumento. Otro pequeño fallo del juego es la ausencia de un modo online, pese a que aparece el icono de Wifi en la caja, tan sólo puede usarse para descargar jugadores, para echar partidos con otro poseedor del juego tendremos que usar la comunicación inalámbrica, lo que es una pena, ya que poder jugar online habría sentado a este juego como anillo al dedo. 

Inazuma Eleven 2

Respecto a las dos versiones que hay, no hay demasiadas diferencias, ya que ambas cuentan la misma historia. Principalmente, una de las tres chicas manager tendrá más protagonismo en una versión (Nelly, la chica de pelo largo, en Tormenta de Fuego y Silvia, la muchacha de pelo corto y sonriente, en Ventisca Eterna), habrá jugadores exclusivos en cada versión y tendremos la posibilidad de enfrentarnos a un equipo único en cada una de las dos, sin relación con el juego y que estará basado en el elemento que aparece en la versión.

En cuanto a los aspectos técnicos, Inazuma Eleven 2 es casi un calco de la primera parte, los gráficos nos presentan vistas aéreas, con personajes al más puro estilo superdeformed, que quedan inmensamente anticuados en los tiempos que corren incluso para Nintendo DS, especialmente ahora que 3DS ha demostrado lo que sabe hacer. No obstante, son coloridos y vistosos y tienen un atractivo sabor retro. Para las luchas por el balón y el uso de las supertécnicas, nos obsequiarán con gráficos tridimensionales de bastante mejor acabado, que muestran a los jugadores de los equipos con todo lujo de detalles. También hay que destacar numerosas secuencias sacadas del anime que no lucen nada mal en Nintendo DS. 

Inazuma Eleven 2Sonoramente, el juego no tiene una gran variedad de canciones, pero las pocas que tiene son muy buenas y realmente nos meten en el juego a la hora de disputar partidos, la de partido normal, sin ir más lejos, es una de las mejores de Inazuma Eleven 2, transmitiendo la intensidad y la emoción de un verdadero partido de fútbol. Por otro lado, el juego cuenta con un excelente doblaje al castellano, para el que han participado los mismos dobladores de la serie en España, una pena que las voces sólo aparezcan en momentos muy puntuales, porque están muy trabajadas.

En conclusión, Inazuma Eleven 2, básicamente, es más de lo mismo, el juego es más largo, la historia está bastante mejor y, pese a su absurdez, está muy bien contada y hay más jugadores a reclutar. No obstante, tampoco le hace falta, ya que Inazuma Eleven 2 consigue triunfar de la misma forma que la primera parte, un juego muy original, divertido y adictivo que nadie debería perderse, a pesar de lo rara que puede llegar a ser la mezcla entre fútbol y RPG.

Esperemos que la tercera parte, también para Nintendo DS, llegue algún día a nuestras tierras y que la versión para 3DS, Inazuma Eleven GO, siga su mismo camino.

Página 1 de 1



Inazuma Eleven Go 02
Inazuma Eleven Go 02

7.95 € 7.55 €
 
Inazuma Eleven 01
Inazuma Eleven 01

7.95 € 7.55 €
 
Inazuma Eleven 06
Inazuma Eleven 06

7.95 € 7.55 €
 
Inazuma Eleven 04
Inazuma Eleven 04

7.95 € 7.55 €
 
 

Versión imprimible

NO se permite la reproducción íntegra. Para reproducciones parciales: NOTAS LEGALES
Anunciese en Fantasymundo
Imágenes relacionadas con el artículo
Inazuma Eleven 2
Inazuma Eleven 2
Inazuma Eleven 2
Inazuma Eleven 2
Inazuma Eleven 2
Staff de Fantasymundo.com - Quienes hacen la página Contacta con Fantasymundo Notas Legales de Fantasymundo Enlaza con Fantasymundo ¿Quiénes somos?