El refranero español tiene muchas frases que sirven para todo y también en este caso para describir de una manera muy somera y rápida mi experiencia con 88 Heroes. Pero antes de explicar el por qué de este refrán, contestaré primero a la pregunta: ¿qué es 88 Heroes?

88 Heroes es un sidescroller de plataformas donde controlaremos a 88 héroes diferentes y cargados de referencias ochenteras. Cada héroe solo tiene una vida aparte de notables excepciones, pero todos tienen habilidades remarcadamente diferenciadas. De hecho, suficientemente diferenciadas como para resultar la individualidad de cada uno de ellos y cambiar el juego radicalmente en el caso de algunos. Estos héroes tendrán que superar 88 niveles y no solo eso, sino que nos enfrentamos al reloj. Tenemos un máximo de 88 segundos para terminar cada uno de los escenarios. ¿Y el juego? Tendremos que pasarnos el juego en menos de 88 minutos.

88 Heroes

Así que si hay algún elemento a remarcar en este sidescroller de plataformas es el ubicuo número 88, que está reflejado por todas partes, lo cuál ha sido una interesante decisión por parte de los desarrolladores. Es un concepto que trae la cuestión de cómo de intencional es el número 88. ¿Será un número hasta cierto punto arbitrario como el famoso número 42 o se trata sin embargo de algo medido o calculado?

Sea cómo fuere, el tema del número curiosamente funciona, ya sea porque los desarrolladores han creado el juego alrededor de dicha cifra o al revés; es un buen número. Y es que 88 personajes diferentes son muchos, pero variados. Hablando de estos, no solo sus habilidades y su forma de jugarlos es única, también su diseño e ideario. Casi todos son estrafalarios, un enorme equipo de bromas colectivas de diferentes clásicos, sobre todo de la época de los ochenta, una pista quizás de dónde viene el número 88. Su tono cómico me ha hecho reír y aunque es cierto que las bromas pierden su gracia cuando ya has tratado de pasarte el juego unas cuantas veces, pensar en algunas de ellas aún me hace sonreír, lo cual tomo como una buena señal.

88 Heroes

La jugabilidad en cierto sentido es quizás algo básica y a la vez compleja. En este juego nuestros héroes deberán tratar de derrotar a un malvado villano e ir escalando su enorme rascacielos, en el que nos podremos encontrar a sus diferentes esbirros como robots o lagartos mafiosos, y deberemos esquivar trampas como láseres o enormes bolas metálicas con pinchos. Por esta parte nada que no hayamos visto cientos de veces en otros juegos. La IA de los enemigos además es simple cual genuina y auténtica patata campera. Así pues, ¿por qué he dicho antes que es complejo? Bueno, aunque ciertos héroes tienen unas mecánicas muy básicas, otros cambian el juego de tal forma que no parece que estemos jugando a un sidescroller. Uno, por ejemplo, puede alterar la gravedad del escenario, invirtiéndola totalmente; otro tiene un propulsor y se mueve perfecta y rápidamente en diferentes direcciones a la vez, y otro es un gato que tira un rayo arco iris por la boca. Es un juego de excepciones, la jugabilidad es básica, sí, pero tantos de estos héroes son excepciones a las reglas del juego que puede llegar a resultar muy complejo.

Por si fuera poco, casi todos los héroes solo tienen una vida, y no por nivel, sino durante todo el juego. Si perdemos un héroe solo podremos recuperarlo recogiendo suficientes monedas del escenario y esto solo nos devolverá un héroe al azar. Lo cual significa que si perdemos a un héroe, hemos perdido todo un arsenal de posibilidades durante todo ese intento de pasarnos el juego. Incluso si pasamos el escenario, el héroe con el que hemos pasado se coloca el último a la cola y empezaremos el siguiente nivel con otro héroe. Esto es una decisión acertada que limita la posibilidad de pasarnos todo el juego con un héroe con el que seamos excelentes, tendremos que saber manejarnos con todos los personajes, incluso aquellos que no nos caigan tan bien como la descarada copia de Clippy.

88 Heroes

Sin embargo, no todo podía ser bueno mi querido lector. Algunas cosas me impiden ponerme de rodillas y suplicarte que compres este juego, ya que no es perfecto y sobre todo existen dos aspectos que a mi juicio lo limitan de ser el excelente juego que podría ser. No me malentiendas, no es un mal juego, es un bueno, solo que no excelente y hay algo bueno en el hecho de que esto me apene de esta forma.

Verás, hay dos cosas muy olvidables en 88 Heroes a mi juicio. La primera son los mapas, los escenarios en sí. Aunque tienen buenos detalles y van cambiando poco a poco, a mi gusto se hacen demasiado repetitivos en estilo y contenido. Si no fuera por los héroes y sus diferentes capacidades, los mapas podrían ser increíblemente aburridos de pasar. Y respecto al arte de estos, sí, tienen algunos detalles graciosos y tienen su miga, pero palidecen en comparación al mimo puesto tanto en los personajes protagonistas como en los diferentes enemigos que pueblan estos niveles, aunque no tengan una gran variedad de ellos.

El otro aspecto olvidable del juego es su banda sonora. Me temo que si un asaltante callejero me apuntase con una pistola a la cabeza exigiéndome que recordase si quiera una melodía del juego mi vida estaría acabada. No es que la banda sonora sea mala ni que 88 Heroes tenga una mala calidad de sonido en general, simplemente su música no ha conseguido engancharme como la de otros juegos y esto es una verdadera pena.

88 Heroes

Pero pasando a algo más positivo me gustaría dedicar unas palabras a un elemento muchas veces olvidado del análisis del videojuego en general, y esto es la interfaz y la cámara desde la que el jugador experimenta la obra. En el caso de 88 Heroes vemos la acción en la enorme cámara del villano y estamos viendo constantemente su espalda y cómo teclea en su consola de seguridad, mientras robots sirvientes le traen el té y se mueven alrededor. Esta manera de diseñar la interfaz y la cámara en general es muy original y añade un toque al juego que a mí se me quedará grabado por siempre como algo de sus elementos más distintivos. Además, está muy bien hecho, de forma que no entorpece la acción, pero sí enriquece la experiencia general de este juego.

Con respecto al aspecto visual, este sigue un estilo más cartoon con influencias del cómic, como una fusión entre diferentes series animadas de los 80 y cómics, dados de la mano. Lamentablemente, como he dicho antes, esto se remarca sobre todo en los personajes más que en el escenario y el mundo del juego en general.

88 Heroes

Como conclusión, 88 Heroes es un buen juego y tiene algunos elementos muy interesantes. Si te gustan los juegos de plataformas 2D, tienes una PlayStation 4 y te gustan los ochenta, pero también entiendes que no fueron perfectos, 88 Heroes es un juego que bien podría entretenerte durante 88 minutos o quizás 88 días o 88 semanas si realmente estás dispuesto.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here